Vendedores de flores de la 26 con Caracas fueron reubicados

La plazoleta en donde trabajaban será demolida para construir un interconector vial que se comunicará con la estación de Transmilenio.

Desde hace 18 años, 25 vendedores de flores que venían trabajando en la antigua plazoleta de la avenida Caracas con calle 25, y quienes el último año tuvieron dificultades en sus ventas por las obras de Transmilenio, ahora comercializan sus productos en la carrera17 #25-81, un lugar de 764 metros cuadrados, mejor ubicado, con mayor afluencia de público, carpas nuevas, agua, sistema eléctrico, vigilancia privada y baños renovados.

Gracias al convenio entre el Instituto para la Economía Social (IPES) y Transmilenio, estas personas, en su mayoría adultos mayores, esperan mejorar sus ingresos económicos, cambiarle la cara al sector y atraer nuevos clientes interesados en la variedad de flores que llegan directamente de la sabana, y así continuar posicionándose como uno de los puntos de comercio más atractivos de la ciudad.

"Estoy muy agradecida por el nuevo punto que nos entregaron. Llevo más de 10 años trabajando en un módulo que se veía viejo y sucio, pero ahora sé que los visitantes del cementerio no tendrán ningún reparo para comprar nuestras flores", aseguró Ana de Jesús Corredor, beneficiaria del punto comercial "Galería de las flores Calle 26".

La antigua plazoleta de la Caracas fue entregada al Instituto de Desarrollo Urbano (IDU) y será demolida para la construcción de un interconector vial que se comunicará con la estación central de Transmilenio.

"Estamos mejorando las condiciones de trabajo de nuestros vendedores y al mismo tiempo les damos alternativas para que mejoren sus ingresos. La implementación de este nuevo punto organizará el comercio en el lugar y le dará una cara amigable al sector", dijo Armando Aljure Ulloa, director del IPES.