Artistas respaldan petición de Sebastiao Salgado para proteger a indígenas del coronavirus

Noticias destacadas de Medio Ambiente

El fotógrafo brasilero lanzó un documento en el que reclama "medidas urgentes" de los poderes públicos para proteger a los indígenas de la pandemia en el país más afectado de América Latina. 

El célebre fotógrafo brasileño Sebastiao Salgado lanzó este domingo una petición en línea, firmada por estrellas como el actor Brad Pitt y los cantantes Paul McCartney y Madonna, para reclamar "medidas urgentes" de los poderes públicos para proteger a los indígenas de la pandemia en el país más afectado de América Latina.  

"Los pueblos indígenas de Brasil corren el riesgo de ser devastados por la covid-19 si no se toman medidas urgentes para protegerlos", dice la petición, firmada por cerca de 50.000 personas hasta el momento. 

— Instituto Terra (@InstitutoTerra_) May 2, 2020  

El fotógrafo de 76 años, ganador de numerosos premios internacionales, lleva más de cuatro décadas retratando la vida de los más humildes y los paisajes en los que se mueven. En los últimos años ha trabajado sobre las tribus de la Amazonía.  (Le recomendamos: Sebastião Salgado según su hijo).

Entre quienes firmaron su petición se encuentran estrellas de cine como Sylvester Stallone, Meryl Streep y Richard Gere, así como los cantantes brasileños Gilberto Gil y Caetano Veloso.

Los rostros de esas estrellas aparecen al comienzo de un video hecho por el director brasileño Fernando Meirelles, realizador de "Ciudad de Dios" (2002) y la reciente "Los dos papas" (2019). 

En el video que circula en redes sociales, se pueden ver fotos en blanco y negro de indígenas que Salgado tomó en la Amazonía. 

"Hace cinco siglos que esas etnias son diezmadas por las enfermedades traídas por los colonizadores europeos (...) Ahora, con esta nueva plaga, esas comunidades nativas corren el riesgo de ser totalmente erradicadas, sin defensa contra el coronavirus", advierte la petición. 

"Su situación es doblemente crítica porque los territorios reconocidos como de uso exclusivo de las poblaciones autóctonas han sido invadidos ilegalmente por buscadores de oro, traficantes de madera o granjeros que se adueñan de sus tierras", añade el texto. (Puede leer: "OMS alienta la homosexualidad y la masturbación en niños": Bolsonaro).

En el video, Salgado llama al presidente brasileño, Jair Bolsonaro, a los líderes del Congreso y a la justicia a poner fin a esas intrusiones y a "garantizar la protección" de los pueblos indígenas. 

"Brasil tiene una deuda hacia sus primeros habitantes, es hora de hacer lo que se debería haber hecho hace tiempo", asegura el fotógrafo. (Le puede interesar: Las autoridades de la Amazonia no han podido controlar el comercio de mercurio).

El estado Amazonas, donde vive el mayor número de indígenas en Brasil, es uno de los más afectados por la pandemia, con más de 500 muertos, según el último balance oficial. 

El coronavirus en la cuenca amazónica

Según el último boletín del Ministerio de Salud, en Brasil, 6 indígenas ya han fallecido por COVID-19 y hay 105 casos confirmados entre sus miembros. También, se han detectado casos en otros países amazónicos, como Colombia y Perú. (Puede leer: Murió Antonio Bolívar, protagonista de "El abrazo de la serpiente")

Los indígenas, con una población en Brasil de casi 900.000 en la actualidad, son especialmente vulnerables ante la aparición de nuevas enfermedades. 

Hace cinco siglos sus comunidades fueron brutalmente diezmadas tras la llegada de los europeos, que trajeron nuevas dolencias para las que carecían de anticuerpos, conflictos y esclavitud.

En el caso específico de Brasil, en menos de un siglo desde la llegada en 1500 del portugués Pedro Álvares Cabral desapareció un poco más de la mitad de los indígenas, que se estimaban entonces en unos 3 millones.

Por otro lado, desde la llegada al poder de Bolsonaro, el 1 de enero de 2019, la deforestación se ha disparado en la Amazonía brasileña. (Le puede interesar: La deforestación no es lo único que está acabando con la Amazonia).

El año pasado, la tala de árboles creció un 85 % hasta los 9.165,6 kilómetros cuadrados, su mayor nivel desde 2016, y en el primer trimestre de 2020 fue la mayor registrada en los últimos cinco años y aumentó en un 51,4 % con respecto al mismo periodo de 2019, según datos oficiales.

Las organizaciones de la sociedad civil culpan de ese incremento de la deforestación al discurso "antiecologista" de Bolsonaro, quien defiende la explotación de los recursos naturales de la Amazonía y poner fin a la demarcación de nuevas tierras indígenas.

Durante la pandemia, líderes indígenas brasileños consultados por Efe reconocieron tener miedo al virus y denunciaron la falta de protección por parte de las autoridades y un aumento de las invasiones ilegales en sus tierras.

* Estamos cubriendo de manera responsable esta pandemia, parte de eso es dejar sin restricción todos los contenidos sobre el tema que puedes consultar en el especial sobre Coronavirus

*Apóyanos con tu suscripción. 

Comparte en redes: