Permanecer en la casa, la principal recomendación

Así se enfrenta la propagación del coronavirus en Bogotá

Noticias destacadas de Bogotá

El Distrito avanza en la fase de contención, impulsando el teletrabajo y las clases virtuales. Se declaró la calamidad pública, con lo que se podrá destinar dinero de otras dependencias para invertirlos en salud. Todo, en medio de la emergencia ambiental y la época de lluvias.

Con el paso de los días y el aumento de los casos, las medidas en Bogotá, ante la llegada del coronavirus, se siguen extremando. Desde el pasado jueves, tras la confirmación de los primeros contagios se declaró la alerta amarilla para promover el autocuidado, el teletrabajo y las clases virtuales, así como para fortalecer la atención médica domiciliaria, con el fin de evitar el colapso de la red de salud. Ayer, debido al aumento de casos, se declaró la calamidad pública, con lo que la administración podrá hacer traslados presupuestales de otras dependencias para destinarlos exclusivamente a salud y contratar de forma directa.

LEA: Declaran calamidad pública en Bogotá por COVID - 19

Pese a ello, el fin de semana se reportaron más casos de los que se esperaban. El viernes se registraron nueve personas contagiadas y para el lunes en la mañana la cifra se triplicó, al reportar 28. Además, se identificó el primer caso en Cundinamarca, donde se tomaron medidas similares a las de la capital, para evitar que el virus se propague en la región, previendo que el esquema de salud es más precario. 

Ante este panorama, el presidente Iván Duque limitó el ingreso de extranjeros al país y anunció la suspensión temporal de las clases en colegios públicos y privados, adelantando las vacaciones de mitad de año para proteger a la comunidad estudiantil. A la par, las universidades han anunciado que seguirán con clases virtuales.

LEA: Declaran alerta amarilla por coronavirus en Bogotá, pero calma...

Por su parte, la alcaldesa Claudia López indicó que, ante la orden presidencial, estudian qué hacer con los casos diferenciales de los niños en colegios públicos que no tienen acceso internet o la situación de aquellos que la única comida que reciben es la que les dan en las instituciones. 

Sin embargo, la situación en la capital es más compleja. “En este momento tenemos triple amenaza de enfermedad respiratoria aguda. Tenemos temporada invernal, por lo que la gente se enferma más de gripa; tenemos alta contaminación del aire, por eso hemos estado en emergencia ambiental, y está el coronavirus. Las tres las tenemos que tratar, porque todas demandan el sistema de salud y no podemos permitir que este colapse", afirmó López.

Por ello, no solo se han extremado las medidas sanitarias y las recomendaciones, sino que han decidido mantener el pico y placa extendido, pues la mala calidad del aire sumada a la temporada de lluvias generan un aumento de los cuadros gripales (normales en esta época) que podrían confundirse con los de la pandemia global. De ahí la importancia de acudir primero a la línea de emergencia 123 para recibir orientación y, en caso de ser un presunto contagiado, recibir atención médica en casa.

Dentro de las medidas para frenar el contagio está evitar aglomeraciones como las que se dan en el transporte público. Por esto, desde esta semana se habilitaron ciclovías temporales por corredores como las Américas, la calle 26, la carrera Séptima y la calle 22, entre otras, para que la gente se movilice en medios como la bicicleta.

Asimismo, se insiste en las medidas de autocuidado como el lavado de manos y la hidratación constante, quedarse en casa si tiene malestar o no asistir a eventos masivos. Todo esto acompañado de las jornadas de limpieza y desinfección de las estaciones de Transmilenio. Mientras tanto, en el departamento se declaró la calamidad pública, ante la aparición del primer caso en Facatativá, con lo cual se busca aumentar las acciones, especialmente en las zonas rurales con difícil acceso.

Al final, lo que cuenta, son las acciones de la ciudadanía, pues como lo ha señalado la alcaldesa capitalina, de no controlarse el pico de contagio, puede colapsar el sistema de salud y, en un caso extremo, se tendría que cerrar la ciudad.

Autocuidado

Acogiéndose a las medias promovidas por la Organización Mundial de la Salud (OMS), en la ciudad se ha promovido el lavado de manos con agua y jabón o el uso de antibacterial, mínimo cada tres horas, es decir, cinco veces al día, dado que esta acción reduciría en un 50 % el contagio. Asimismo, se pide tomar constante agua, taparse la boca con el antebrazo en caso de toser o estornudar, evitar el contacto directo y en lo posible no acercase a menos de un metro a otra persona.

Esto también incluye evitar las aglomeraciones, por lo que se cancelaron todos los eventos que pudieran reunir más de 500 personas, mientras que a las empresas se les pidió optar por el teletrabajo en caso de no ser posible dividir los turnos en tres horarios, con el fin de descongestionar el transporte público en las horas pico. Por último, se pide estar pendientes de los adultos mayores y evitar al máximo el contacto en caso de tener gripa o sus síntomas.

Atención médica

Con la declaratoria de la alerta amarilla las instituciones de salud deben garantizar los insumos y el personal médico disponible, además, se acordaron compras grupales en el Distrito para evitar escasez de medicinas, elementos de aseo y tapabocas. Mientras que para evitar el colapso en el sistema de salud se integraron el sector público con el privado para conformar equipos de atención domiciliaria que atiendan los posibles casos de coronavirus en la ciudad.

Para recibir información sobre el virus, el Gobierno nacional habilitó la línea 192, mientras que, ante un posible caso de contagio, la Secretaría de Salud pide comunicarse con la línea 123, en la cual determinarán la necesidad de la atención domiciliaria. Cabe recordar que ante el pico epidemiológico por la temporada de lluvias y la alerta amarilla ambiental, el sistema de salud ya venía presentando casos de enfermedades respiratorias, por lo que se pide recurrir a la atención médica en casa y así evitar la congestión y posible contagio en las salas de urgencia.

Movilidad

Mientras que las empresas se preparan para implementar el teletrabajo o cambiar los turnos de llegada y salida, en el transporte público se han intensificado los trabajos de limpieza y desinfección, incluso a lo largo del día, esto debido a la alta afluencia de personas en las estaciones y buses del SITP y Transmilenio. Por la alerta amarilla ambiental se mantiene el pico y placa extendido para carros y motos hasta que mejore la calidad del aire y de esta manera reducir cuadros gripales.

>>>Lea: Distrito anuncia ciclovías temporales en Bogotá por COVID - 19

Para seguir la recomendación de evitar aglomeraciones y permitir a los ciudadanos usar medios alternativos de transporte, esta semana se habilitaron ciclovías sobre la avenida Américas, la calle 26, la carrera Séptima, la carrera 19, la calle 80 y la calle 72. Asimismo, se instalaron en las troncales de Transmilenio lavamanos y en las estaciones ahora se entrega gel antibacterial. Por su parte, entidades distritales y departamentales han motivado diferentes trámites virtuales y vienen pidiendo a la ciudadanía evitar al máximo realizar por estos días viajes intermunicipales.

Clases virtuales

Desde la semana pasada el Distrito trabaja con los profesores de 348 colegios distritales para crear un plan que no afecte el programa de estudios de este año. Se tiene previsto que los maestros creen blogs para hablar de los temas relacionados con su área de enseñanza; conformen grupos de Whatsapp, con padres y alumnos, para enviar guías de trabajo y entregar impresos para realizar en casa. Una de las alternativas que motivó a los docentes fueron los videos de módulos de las clases, ya que luego servirían de repositorio institucional reutilizable.

LEA: Ante la suspensión de clases, este es el plan de los colegios públicos de Bogotá

Si bien, los colegios privados deberán definir sus planes de acción, el Distrito consideró esta semana de alistamiento pedagógico, ya que se definirán las acciones diferenciales con los estudiantes que no tienen acceso a internet y los que solo reciben alimentación en colegios y jardines públicos. La mayoría de las universidades públicas y privadas suspendieron clases esta semana y pidieron a los profesores hacerlas virtuales a partir del 24 de marzo.

Cundinamarca declaró la calamidad pública

El departamento se prepara para aumentar las medidas de contención en la región, con la declaratoria de calamidad pública, tras la confirmación del primer contagiado en el municipio de Facatativá. Se trata de un hombre de 33 años que llegó de España y decidió hacer su cuarentena en una finca, en zona rural de Subachoque. Luego de presentar síntomas, el pasado viernes 13, fue trasladado a un hospital cercano, donde confirmaron el caso.

Le puede interesar: Cundinamarca declara la calamidad pública e implementa el teletrabajo

Con la declaratoria, según informó el gobernador de Cundinamarca, Nicolás García, se busca que en los municipios se pueda acceder de forma más rápida a jabones, alcohol y antibacterial, especialmente a poblaciones vulnerables en colegios y donde permanecen adultos mayores. Durante el fin de semana se instaló el Puesto de Mando Unificado y la Sala de Crisis, por lo que se espera que esta semana se inicien las reuniones con los alcaldes para indicarles qué medidas deben tomar, de acuerdo con su cercanía a Bogotá.

 

* “Estamos cubriendo de manera responsable esta pandemia, parte de eso es dejar sin restricción todos los contenidos sobre el tema que puedes consultar en el especial sobre Coronavirus". 

Apóyanos con tu suscripción

Si quiere conocer más sobre lo que pasa en Bogotá, lo invitamos a seguir nuestra página en Facebook

Comparte en redes: