Banco Mundial ve impacto duradero en las materias primas por el COVID-19

Noticias destacadas de Economía

La entidad recortó las proyecciones para los precios promedio del petróleo este año de US$58 en octubre a US$35 por barril. El próximo año, el crudo se recuperaría a US$42.

Los mercados globales de las materias primas (commodities) se enfrentan a una interrupción duradera debido al brote de coronavirus, que afectará particularmente al sector energético, según el Banco Mundial. 

Los precios de la energía serán este año 40% más bajos que en 2019, señaló en un informe la institución con sede en Washington. Tras el colapso del petróleo, se producirá la “recuperación más débil de la historia”, indicó.

El impacto del coronavirus ha repercutido en sectores desde la energía hasta los metales y los alimentos. Ha alterado los flujos comerciales y ha dado nueva forma a industrias enteras. Incluso cuando haya pasado lo peor de la pandemia, la demanda de petróleo enfrentará cambios estructurales a medida que los mayores controles fronterizos, la interrupción de las cadenas de suministro y el aumento del teletrabajo disminuyan la necesidad de combustibles para el transporte, señaló el Banco Mundial.

“A largo plazo, la pandemia podría tener impactos duraderos en la oferta y la demanda de productos básicos, afectando tanto a los exportadores como a los importadores de productos básicos”, dijo.

La entidad recortó las proyecciones para los precios promedio del petróleo este año de US$58 en octubre a US$35 por barril. El próximo año, el crudo se recuperará a US$42 por barril, aunque esto también está por debajo de las estimaciones anteriores de US$59. El crudo en Nueva York cayó por debajo de cero esta semana.

La crisis está exponiendo la debilidad subyacente de la OPEP. El grupo y sus aliados acordaron recortar la producción para reducir el exceso en el mercado, pero no alcanza la caída sin precedentes de la demanda. Los precios no han hecho más que seguir descendiendo desde el anuncio, que el Banco Mundial espera que experimente el mismo destino que otras organizaciones que intentaron restringir el suministro.

“Si bien la OPEP y sus socios acordaron nuevos recortes de producción en abril, a más largo plazo, el acuerdo actual probablemente estará sujeto a las mismas fuerzas que llevaron al colapso de sus predecesores”, indicó el informe.

 

Comparte en redes: