Maradona y el Kun Agüero, pelea de familia fuera de las canchas

/Los desacuerdos maritales de Gianinna, la hija de astro argentino, y el Kun Agüero se han convertido en un novelón que se sigue minuto a minuto en medios y redes sociales. /
Maradona y el Kun Agüero, pelea de familia fuera de las canchas

Esta sería una pelea normal de familia. Una joven pareja en tránsito de divorcio tiene desacuerdos para las visitas del hijo menor de edad a su padre, quien vive en otro continente. Los padres de la pareja intervienen, toman partido y presionan para uno y otro lado. Hasta ahí bien. El problema surge cuando el abuelo del niño en cuestión es un ídolo del fútbol mundial, polémico, acostumbrado a insultar y vociferar por los medios de comunicación. Al ponerle nombres a esta historia del común se entiende por qué está en boca, literalmente de medio mundo.

Acostumbrados ya a los desaciertos mediáticos de Diego Armando Maradona, sus seguidores y detractores observan expectantes el último capítulo del novelón en el que se convirtió el divorcio de su hija menor Gianinna del talentoso jugador del Manchester City, Sergio el ‘Kun’ Agüero.

Y fue justo mientras celebraba su cumpleaños número 53 –hace un par de días-, que Maradona salió desde Dubai, a defender los intereses de su hija: “En la próxima reunión de abogados quiero estar con mi hija. Para ver quiénes están, quiénes hablan y qué dicen… Agüero es un cagón, a ver si cuando yo esté tiene los cojones para decirle a mi hija lo que le dijo”, vociferó en una entrevista radial.

Aunque los medios asumieron que el insulto iba para su exyerno, la misma Gianinna despejó las dudas al explicar que quien se hizo presente en la reunión con los abogados fue Leonel Agüero, padre del mediocampista bonaerense. La hija menor de Maradona explicó además que se trató de un encuentro en el que se definiría el viaje de su Benjamín a Inglaterra. 

“Fue una reunión con abogados, pedí que esté la mamá de Sergio para que no hayan malentendidos. Yo no quise viajar porque hay lugares donde no corresponde que yo esté. Sé qué lugar ocupo en la vida de cada uno y sabía que mi hijo tenía que viajar porque quiero que el nene esté con su papá, pero Benja jamás había viajado sin mí. Le dije que mamá ya no era amiga de papá y no podía viajar con él y me dijo que quería hacer el viaje con mi mamá".

Gianinna explicó que la molestia de Maradona con el papá de su ex se debió a los términos en los cuales su exsuegro la trató en la reunión. “La verdad es que nunca nos llevamos bien, siempre fue tirante la relación. Hoy no me interesa aclararlo”. En lo que sí fue contundente fue en que no compartía la actitud de su padre de ventilar públicamente sus problemas.

“No estoy de acuerdo con mi papá... Vinieron la mamá y el papá de Sergio a la reunión, no fue una reunión muy linda. Lo que no entiende mi papá es que no lo puede hacer público porque yo no lo hago público. Entiendo su bronca como papá, pero hoy tengo que salir a aclarar algo que no tengo ganas".

Lo curioso del asunto es que ha sido la propia Gianinna la que en otras ocasiones se ha dedicado a ventilar en los medios los problemas con su expareja. Hace apenas cuatro meses, ella contó en un programa de televisión que Sergio no asistió a la entrega de informes en el colegio de Benjamín porque no se quería encontrar con ella.

Ese mismo día respondió a los rumores que la acusaban de cambiar los horarios de visita de la familia Agüero para evitar que lo pudieran ver. “Vivimos muy cerca de la casa de los padres de Sergio. Lo que está firmado es que tienen que venir a buscarlo los miércoles a determinado horario. Y yo le aclaré a la mamá de Sergio que no fui la que determinó eso. Quiero que Benjamín vea a sus tíos, abuelos y primos siempre que ellos quieran”, se defendió.

Lo cierto es que la pelea entre el Kun y Gianinna ha ido subiendo de tono. Los medios le atribuyen a ella una gran molestia porque no quiere que Benjamín pase tiempo con Karina, una cantante y actual pareja de Agüero. A pesar de que la hija de Maradona ha intentado aclararlo en varias entrevistas, el tema sigue presente en esta disputa.

Hace un par de meses Gianinna soltó esta perla sobre Karina: “no sé si mi hijo la conoció. Sergio me dijo que no. No me parece lógico preguntarle a un nene de cuatro años qué hace con su papá. Él me cuenta lo que me quiere contar. Lo que sí es cierto es que había un secreto que Benja no me quería contar”.

BRITAIN SOCCER ENGLISH PREMIER LEAGUE

Una guerra entre suegros

Lo novedoso de este último episodio en la larga disputa de esta pareja fue la intromisión directa de los dos abuelos. Apenas se conocieron las insultantes declaraciones de Maradona, Leonel Agüero salió a terciar. Dijo que había asistido a la reunión de los abogados para definir las condiciones del viaje de su hijo a Inglaterra y reconoció que le había planteado a Gianinna su molestia.

“Le dije que me molestaba que cada vez que había un problema en la familia, salga a hablar y deje mal parado a Sergio”, dijo. Aseguró que nunca insultó Gianinna, sino que le aclaró que no les tiene miedo a los Maradona.

“Yo sabía que se refería a mí. Él sabe que yo no soy ningún cagón. Diego es un villero igual que yo. A Maradona no le tengo miedo. No la insulté, pero le dije que no le tenía miedo a nadie de ellos. Dice que se llevaba mal conmigo, pero yo siempre defendí a la mujer cuando no había una buena relación entre ellos y se peleaban”.

La prensa argentina, que ha seguido paso a paso cada intervención de la pareja, reseñó que Leonel Agüero buscó a la exmujer del astro argentino, Claudia Villafañe para lograr comunicación con Maradona: “Le dije que me parece que Diego se equivocó. ¿Por qué sale a hablar y no me lo dice a mí, de hombre a hombre? Siempre que hay algún problema, ¿quién habla en los medios? Sergio me dice que no me meta, que deje como está, que no pasa nada, que no diga nada, pero a uno le da bronca”.

Pues la advertencia de Sergio de guardar silencio la rompió él mismo un día después de que su papá diera explicaciones. Claro que su salida fue para pedir prudencia a todos. A través de su cuenta de twitter, el Kun aseguró: “Siempre tuve claro que Benjamín está por encima De todo. Y nunca estuve dispuesto a que cuestiones de mi vida privada se ventilen en los medios. Por eso hablé con mi gente para que más allá de sentirse ofendidos por algo que se pueda decir, no respondan más”.

El mediocampista del Manchester, efectivamente, había guardado silencio mientras su ex daba pormenores de sus diferencias en los medios y él seguía adelante con su romance, muy publicitado, con la popular cantante de cumbia argentina más conocida como La princesita. Uno de sus últimos trinos esta semana fue: “Por el bien de todos, y en especial de Ben, debemos resolver estas cosas en el ámbito privado. Así lo hice hasta ahora y lo seguiré haciendo”.

Al final del incidente, Benjamín viajó a Inglaterra a ver su padre, en compañía de sus dos abuelas y Gianinna cerró el capítulo de la discusión insistiendo en que no le molestaba “para nada” la relación de su ex con La princesita. “Cuando Sergio llama es para hablar de Benjamín. Ni hablamos de las relaciones que tenemos cada uno. Sólo quiero que actúe bien como papá, que no se digan cosas delante del nene. Yo siempre intento que Benja no sufra para nada”.

Un romance muy mediático

El idilio entre Sergio y Gianinna ha estado entre reflectores y cámaras desde el mismo momento en que nació. Fue justamente la revelación por parte de medios argentinos de los encuentros de la pareja, en 2007, lo que presionó que los tortolitos confesaran que estaban saliendo.

La historia, según se conoció después, comenzó en 2005 cuando el Kun fue el invitado al programa de Maradona La noche del 10 y Gianinna era asistente de la producción. Dicen que fue amor a primera vista, pero cada uno tenía una pareja estable y Sergio vivía en España, así que fue un año después, cuando los dos terminaron sus respectivas relaciones, que decidieron buscarse´.

De ahí en adelante los medios se empecinaron en seguir a la pareja, desde que la unión recibió la bendición de Maradona, siguiendo por el nacimiento de Benjamín y el posterior traslado de la familia al Reino Unido. Eran víctimas de paparazzi y una de las parejas más fotografiadas en los estadios.

El idilio se quebró hace un año cuando, después de múltiples rumores sobre infidelidades de él e irresponsabilidad de ella en el cuidado de Benjamín, Gianinna se devolvió a Argentina y no regresó más con Sergio.