Colombia lamenta la muerte de Pacheco

*/El presentador más querido por los colombianos falleció hoy martes 11 de febrero a causa de complicaciones cardíacas y respiratorias. /*
Colombia lamenta la muerte de Pacheco

Minutos antes de que su Santafecito del alma entrara al terreno de juego en el estadio El Campín de Bogotá para disputar un partido de Copa Libertadores con Nacional de Paraguay, el presentador, animador y periodista Fernando Gómez Pacheco falleció en la Clínica El Country.

Según el parte médico expedido por la clínica, el presentador más querido por los colombianos murió a las 7:50 de la esta noche, “luego de haber sido tratado en nuestra institución a causa de una enfermedad crónica que lo venía aquejando desde hacía mucho tiempo”.

Las reacciones no se hicieron esperar ante la muerte, a los 82 años, de uno de los personajes más admirados de nuestra televisión. Uno de los primeros en reaccionar fue el presidente Juan Manuel Santos, quien vía twitter manifestó: “lamentamos de veras la muerte de ese gran personaje de la televisión que fue Pacheco. Se nos fue un gran hombre y un gran señor”.

A él, se sumaron actores, actrices, cantantes, presentadores y de más personalidades en la red social, como Carolina Cruz quien trinó: “Pacheco fuiste y serás único en Colombia, nada ni nadie podrá ocupar tu lugar porque eres y serás un icono para ti solo admiración y respeto”.

El cantante Carlos Vives fue uno de los más emotivos en darle la despedida a este hombre, nacido en España, pero con un corazón y espíritu totalmente colombiano: “Gracias Pacheco por tantos años de amor a esta tierra. Mi niño interior está muy triste”.

En una entrevistas a El Espectador, en 2009, paradójicamente, Pacheco había señalado que su más grande temor era a sufrir una larga enfermedad. “No le temo a la muerte, pero sí a una enfermedad larga. Ojalá Dios se apiade de mí y cuando decida llevarme me lleve rápidamente”.

Él mismo había dicho que nació por casualidad en Valencia y que llegó a Colombia a los doce años. Y señaló que también por casualidad había entrado a la televisión, porque Alberto Peñaranda, dueño de Punch, lo vio algún día tocar guitarra y “decir algunas tonterías” en un buque en el que trabajaba. El hombre le propuso ir a la televisión y Pacheco, que había pedido una licencia por 15 días, se quedó allí por siempre para gusto de los televidentes colombianos.

Era un enamorado de la actuación, especialmente del teatro, era fanático de los toros, pero sobre todo adoraba y se entregaba a su público. Justamente, en una de sus últimas apariciones públicas dijo: “A mi edad no puedo lanzarme en paracaídas, dármelas de torero, ni de boxeador, pero me falta ver este país en paz”.

Esta noche, jugadores y directivos del Independiente Santa Fe le rindieron un homenaje al hincha más fiel del Expreso Rojo, mientras no paraban los lamentos y tributos en las redes sociales.