¿Qué tan agitada ha sido la vida sentimental de Mick Jagger?

Ahora que el nombre del vocalista de Los Rolling Stones resuena por la muerte de su última novia, contamos un poco de su vida amorosa.
¿Qué tan agitada ha sido la vida sentimental de Mick Jagger?

Si ser infiel se considerara talento, Mick Jagger sería una celebridad dos veces alabada. Nacido para brillar, dirían. Qué ingenio. Qué virtud. Se acostumbró a que lo botaran, a que le tiraran las puertas en la cara, a que lo insultaran de todas las formas posibles. Intentó ir a especialistas, incluso, para que lo curaran de su enfermedad.  Pero nunca – o casi nunca –, hasta ahora, que se conoció la noticia de la muerte de L’Wren Scott, su última novia, estuvo solo.

Podrían llamarlo el hombre de las mil novias, de las mil amantes. Pero esa cifra ya la multiplicó por cuatro. Según Cris Andersen, en la biografía que publicó del artista, Mick Jagger se ha acostado con más de 4,000 mujeres en el curso de su vida, tal vez más. Es decir que con sus 70 años, Jagger  tuvo que haberse acostado con 57 personas cada año.

Si las cifras no mienten, Jagger, cada mes, sagradamente le era infiel a su novia del momento con otras cuatro. Cuatro distintas cada vez, que iba conociendo por el camino. La primera pareja importante que se le conoció fue Chrissie Shrimpton, hermana de la modelo Jean Shrimpton. Ella estaba profundamente enamorada. Y, cuando Jagger la dejó por Marianne Faithful, se tomó muchas – tal vez demasiadas – pastillas para dormir, para intentar morir de sobredosis.

 

PBDMAFA EC003

Marianne Faithful y Mick Jagger.

Cuando Marianne Faithful empezó a salir con Jagger, estaba casada y tenía un hijo. Jagger la buscaba y la llamaba y así la fue conquistando de a poco. Era el fin de los años 60 y ya, con Jagger, Marianne tuvo que luchar contra muchas enemigas. La heroína, por un lado, y las admiradoras de la ya famosa estrella de rock, por el otro. No ganó ninguna batalla y en 1970 perdió la guerra completa: se quedó sin novio, por decisión propia, y sin hijo, por decisión de un tribunal. Consideró, también, quitarse la vida.

Aunque no era la primera vez que lo intentaba. Un año antes, aún con Jagger, Marianne se había tomado 150 pastillas de barbitúrico y había quedado en coma por seis días. Un mes después de despertarse dejó al músico por un fotógrafo italiano que la deslumbró. Volvieron al poco tiempo, pero entonces Jagger ya estaba saliendo con la cantante Marsha Hunt. Él no tuvo ningún problema en seguir un tiempo con las dos y gestó una hija con Hunt, su primera hija,  que nació en noviembre del mismo 1970.

Luego vino la nicaragüense Bianca de Macías. Una actriz. Y, más allá del matrimonio, no fue mucho lo que se habló de esa relación. Se casaron en 1971 y se divorciaron en 1977, con un gran alegato por parte de ella: le había sido infiel, desde el mismo año en el que se casaron. Ya no era algo que sorprendiera de él.

Tanto así que, incluso antes de que los papeles del divorcio estuvieran firmados, Jagger ya tenía una nueva relación con la modelo Jerry Hall, aunque ella, a su vez, estuviera comprometida con otro cantante: Bryan Ferry. Esa relación duró, sin embargo, mucho más de lo esperado. Estuvieron 23 años juntos: 14 de novios y 9 de casados. El matrimonio se rompió, claro, por otra infidelidad de la que Hall tuvo noticia. Jagger tuvo un amorío, esta vez, con la modelo brasilera Luciana Gimenez. Otro hijo salió de ahí. 

 

WL003812

December 1983, Barbados --- Mick Jagger y su novia Jerry Hall en las playas de Barbados en 1983.

Que se conozcan públicamente, Jagger tuvo otros dos romances mientras estuvo con Hall.  Con Carla Bruni, el uno, y con Angelina Jolie, el otro. A Carla Bruni se la llevó de la mano de Eric Clapton. «Ésta no, Jagger» le había pedido Clapton, pero a él no le importó. La conquistó, al enamoró y, por supuesto, le rompió el corazón. A sus 23 años, Bruni lloraba desconsolada: «Me despertaba en la madrugada desesperada. Yo pensé que nunca más me iba a volver a enamorar», confesó mucho más adelante.

Con Angelina Jolie las cosas fueron distintas. Ella no le hizo las cosas muy fáciles. Jagger quedó obsesionado después de que ella actuara en el video de Anybody Seen My Baby? y la persiguió con constancia hasta que aceptó tener una cita con él. Aparentemente, el cantante no la dejó impresionada y ella siguió, sin inmutarse, su vida de casada con el actor Jonny Lee Miller. Pero a Mick Jagger no lo dejaban así. Insistió e insistió, la buscó, la llamó desesperadamente, casi llorando ante la respuesta del buzón de voz, hasta que Jolie decidió contestarle y, finalmente, ponerle atención. Salieron durante dos años.

Y así. Muchos más han pasado por la cama de Jagger. Janice Dickinson, Sophie Dahl, Uma Thurman, Farrah Fawcet, Carly Simon y David Bowie. Porque «todos sabemos que todos somos bisexuales» le dijo a Cris Anderson, alguna vez. Su genialidad de conquistador, seguramente, sigue infalible. Algo hace, algo tiene. Quién sabe si ahora, después de L’Wren Scott, tenga fuerzas y ganas para seguir andando esos caminos. 

Fotos: Latinstock