Descubre tu futuro siguiendo el camino de los astros

Conozca el origen de la astrología, el significado de los animales, los ciclos y los elementos del horóscopo chino. Descubra que le depara el futuro en este año del tigre.
Descubre tu futuro siguiendo el camino de los astros

Origen de la astrología

¿Está nuestra vida regida por los astros? ¿Puede la fecha de nuestro nacimiento determinar el desarrollo de nuestro carácter y personalidad? Preguntas que se hace la humanidad desde hace cerca de cinco mil años.

Con el origen de la agricultura la humanidad descubrió que la vida era un ciclo continuo, que se ejemplificaba en el crecimiento y muerte de los cultivos. Las personas igualmente nacían y morían aunque su esencia permanecía. En muchas fiestas populares aún se hace alegoría a esta realidad: en el Año Nuevo se apagan los fuegos, se barre lo viejo. Un año muere para que surja uno nuevo.

Al crecer en complejidad las sociedades humanas y fundarse las primeras ciudades gobernadas por reyes que eran a la vez sacerdotes, la observación sistemática de los movimientos del Sol, la Luna y los cinco planetas principales hizo pensar a estos hombres religiosos que la vida en la tierra respondía a las mismas fuerzas que regían los astros celestes. Así nació la astrología.

En el comienzo su ayuda fue inestimable para que los hombres obtuviesen un mejor aprovechamiento de las cosechas. Las grandes decisiones de reyes y emperadores no se tomaban sin consultar a las estrellas; no se podía tampoco entender la medicina sin su valioso apoyo.

La astrología está presente en el transcurso de los siglos. Es fácil, muy fácil, encontrarla a través de la historia y en todo momento. En ocasiones a la vista de todos; en otras, oculta, sin embargo su presencia ha sido no sólo constante, sino fundamental en el desarrollo de la humanidad.

Origen de la astrología china

La astrología china es una de las más antiguas. Nadie puede decir exactamente cuándo y en qué condiciones este método de adivinación entró en uso. Se dice que el calendario chino se inició en el pueblo de Xian hace 4.200 años. Por medio de sistemas de observación de los astros y de medición de sombras proyectadas por un palo, los antiguos chinos llegaron a estimar la duración de un año en tan sólo 52 segundos más que el valor moderno.

Es, sin embargo, conocido que la astrología china ha sido extensamente utilizada en el Oriente desde el siglo 40 a.C. y especialmente desde los tiempos de los emperadores chinos Fu Hsi (2953-2838 a.C.) y Shen Nung (nacido en el siglo 28 a.C.). Una leyenda china atribuye la creación de los doce símbolos de los animales de su horóscopo al emperador amarillo Shi Huang Ti (260 – 210 a.C) constructor de la Muralla China y en cuyo mausoleo fueron encontradas las sorprendentes figuras conocidas como el ejército de terracota. El único documento que se conserva hoy en día de la creación de los ciclos lunares fue creado durante su gobierno.

Según otra leyenda, Buda, al alcanzar la iluminación y antes de partir de la tierra convocó a todos los animales. Sólo doce animales se presentaron a despedirlo. Al ponerse en camino para acudir al llamado, la rata astutamente pidió al buey que la llevara sobre su lomo y éste accedió. Cuando llegaban donde estaba Buda, la rata se puso a dar saltos y todos comentaron: “Ahí llega la rata”. Por eso su signo es el primero del zodíaco, seguido por el signo del Buey. A los otros diez animales que llegaron después, Buda les recompensó su bondad permitiéndoles dirigir cada uno un año. Por eso el horóscopo chino consiste en doce signos que representan animales y que se repiten cada doce años.

En la China antigua se daba tanto valor a la astrología que el emperador Shi Huang Ti promulgó un edicto prohibiendo que la utilizaran las personas corrientes. Sólo él podía tener un astrólogo. Cualquier persona a quien se encontrara practicando la astrología era condenada a muerte. Para este emperador la astrología era tan exacta que cualquiera que la utilizara estaría en situación de conspirar contra él.

Así como los occidentales creemos que el mes de nacimiento determina la personalidad de cada individuo, los chinos creen que el año de nacimiento y el elemento al que pertenece poseen características especiales que influyen en su carácter. Los cinco elementos del horóscopo chino son: metal, agua, madera, fuego y tierra, que combinados con los doce animales del horóscopo dan un ciclo de sesenta años. Eso se considera un ciclo vital, en el cual también influyen el yin y el yang.

Los animales del horóscopo chino

Todo chino conoce claramente los signos del zodíaco, así como las principales cualidades asociadas con cada uno de ellos. De hecho, cuando alguien en la China quiere conocer la edad de otra persona le pregunta de forma diplomática: “¿De qué signo eres?”. Muchas jóvenes llevan un pequeño colgante de jade con el signo al que pertenecen, y es una costumbre bastante común hacerse un sello con el propio nombre y la forma del signo zodiacal.

Es preciso aclarar que para los chinos todos los animales del horóscopo tienen cualidades especiales y características. Ninguno es inferior a otro. Es usual observar que en Occidente algunas personas se sienten mal por pertenecer al signo Serpiente, al Cerdo o a la Rata. Esta es una equivocación. Esa connotación peyorativa no existe en la China, pues precisamente son estos animales los más admirados por sus especiales características. A continuación los doce signos del horóscopo chino, con sus correspondientes años de nacimiento, sus singularidades y sus compatibilidades.

Los cinco elementos del horóscopo chino

Los antiguos astrónomos chinos asignaron a cada uno de los cinco planetas principales uno de los cinco elementos chinos: a Venus, el metal (oro); a Júpiter, la madera; a Mercurio, el agua; a Marte, el fuego y a Saturno, la tierra. Según la astrología china, la posición de estos planetas, junto con la posición del Sol, la Luna y cualquier cometa en el cielo además de la fecha de nacimiento y el signo del zodíaco puede determinar el destino de una persona.

Un complejo sistema para calcular el destino basado en la hora de cumpleaños y la fecha de nacimiento todavía se utiliza regularmente en la astrología china para adivinar la fortuna.

Los ciclos en la astrología china

A diferencia de la astrología occidental o india, ambas basadas en el movimiento del Sol, la Luna y los planetas a través del zodíaco, la astrología china se relaciona con el antiguo calendario agrícola, que se basa en complejos ciclos lunares y en un ciclo de sesenta años en la combinación de los planetas Saturno (ciclo de 80 años) y Júpiter (ciclo de 12 años).

El calendario chino es lunisolar. El año consta de doce meses lunares, lo que supone entre 353 y 355 días. Más o menos, cada tres años se intercala un año con 13 meses lunares de entre 383 y 385 días.

Desde la introducción del budismo en China, cada año, además de su número, tiene el nombre de un signo del zodíaco. Estos signos son: Shu (Rata), Niu (Buey o Búfalo), Hu (Tigre), Tu (Conejo o Liebre), Long (Dragón), She (Serpiente), Ma (Caballo), Yang (Cabra u Oveja), Hou (Mono), Ji (Gallo), Gou (Perro) y Zhu (Cerdo o Jabalí). El año comienza cuando el sol entra en Piscis, con la primera luna nueva.

Las personas del mismo sexo nacidas bajo el signo del mismo animal se cree que tienen las mismas influencias y los mismos rasgos de destino; esto significa que están dotadas de similares rasgos de carácter, potencialidades y predisposiciones patológicas.

Los aspectos positivos y negativos están representados por el símbolo del yin (negativo) y el yang (positivo) que expresan la esencia conceptual de la astrología china. Estos aspectos yang y yin no se consideran como opuestos entre sí o en lucha sino que se apoyan mutuamente, como el lado izquierdo y el lado derecho de un arco.

Existe un ciclo binario yin yang, que junto al ciclo de los cinco elementos forma un ciclo de diez años. Los años pares son yang, y los impares son yin. Cuando se divide el ciclo del zodíaco de los doce animales en dos, cada zodíaco puede ocurrir solamente en yin o yang: el Dragón es siempre yang, la Serpiente es siempre yin, entre otros. Esta combinación crea un ciclo de sesenta años, comenzando desde Agua Rata y terminando con Agua Cerdo. El ciclo actual comenzó en el año 1984.

Festividades tradicionales en China al inicio de un nuevo año

El Año Nuevo Chino es una festividad que se celebra en la segunda Luna Nueva (un dato lunar) después del solsticio de invierno (21 ó 22 de diciembre, un dato solar).

Dependiendo de la “edad” de la Luna en el solsticio de invierno, la segunda Luna puede suceder entre 30 y 59 días después. Por eso cambia todos los años y puede situarse entre finales de enero y principios de febrero.

La preparación se inicia un mes antes. Todas las casas chinas se limpian a fondo y se barre para alejar cualquier rastro de mala suerte. Se lavan todos los utensilios y se tiran las cosas que ya no se quieren, significando que el año entrante será un año nuevo y limpio. También se pagan las deudas.

Todos los empresarios deben dar un banquete, wei-ya a sus empleados, para agradecerles por el año que termina. Según la tradición, cuando se sirve el pollo, si la cabeza de éste apunta hacia una persona, significa que está despedida. Por eso, los empresarios ubican la cabeza mirando hacia ellos mismos.

Según la tradición, las familias queman papel moneda para pagar sus gastos de viaje. Otro ritual consiste en embarrar miel en los labios del dios de la cocina, una de las deidades que viajan, para asegurar que él presente un informe favorable al emperador de Jade o mantenga el silencio.

Las puertas y ventanas se pintan, generalmente de rojo y se adornan con “coplas de primavera”, cuadros de papel escritos con palabras de buen augurio, como riqueza, felicidad y abundancia,

En la víspera del Año Nuevo, toda la familia se reúne para compartir una comida, llamada twan yuan fan, que significa “cena de la reunión”. Se sirve en mesas redondas, porque redondo significa perfección y eternidad. Se usa algo rojo para vestir, para resguardarse de los malos espíritus. También se queman fuegos artificiales para alejar a los demonios. Después de la cena, los miembros de la familia entregan dinero de buena suerte en sobres rojos a los ancianos y niños. El rojo significa felicidad y la cantidad de dinero tiene que ser número par, de ‘buena suerte’, excepto el 4, pues se pronuncia igual que ‘muerte’.

El año del Tigre

A medida que se acerca el fin del año del Buey, el pueblo chino se prepara para dar la bienvenida a las celebraciones del Año Nuevo lunar. Esta vez, el orgulloso Tigre se convierte en el centro de atención.

Llega el año del Tigre; 2010 será un año en el que la fortaleza prevalecerá. Una de las expresiones que definen a la personalidad Tigre dentro del horóscopo chino es la siguiente: “Los tigres rugen cuando hay viento” interpretación que aplicada a los hombres se traduce en: “Los grandes hombres se levantan cuando surgen retos”.

En la astrología china el signo del Tigre es el tercero en el orden de aparición cíclica entre los doce animales que integran el zodíaco chino. Es precedido en secuencia por la Rata y el Buey, y seguido por el Conejo, el Dragón, la Serpiente, el Caballo, la Cabra, el Mono, el Gallo, el Perro y el Cerdo.

Desde la antigüedad, el tigre ha sido considerado “el rey de la selva china”. Estudios biológicos han determinado que el tigre es nativo de Asia. En la actualidad hay ocho especies dispersas por el noreste y sudoeste de China continental, India, la Península de Corea, Java, Irán y Pakistán.

Aunque el tigre es salvaje y feroz, el pueblo chino cree que es el animal más noble de la selva. El poderoso físico del tigre, su apariencia majestuosa, sus movimientos graciosos y sus hermosas rayas han inspirado a numerosos artistas chinos.

Con su apariencia imponente, el tigre es considerado por los chinos un tótem que posee el poder de alejar el mal y prevenir las calamidades. China recibe el apodo de Tigre Asiático, por tal motivo el 2010 será su año como país. Son muchos los buenos augurios que se esperan en China para el año del Tigre pero, con mayor expectativa, su posicionamiento global.

Descubre tu animal según tu fecha de nacimiento

Dragón

23 enero 1928 a 9 febrero 1929

8 febrero 1940 a 26 enero 1941

27 enero 1952 a 13 febrero 1953

13 febrero 1964 a 1 febrero 1965

31 enero 1976 a 17 febrero 1977

17 febrero 1988 a 5 enero 1989

Perro

14 febrero 1934 a 3 febrero 1935

2 febrero 1946 a 21 enero 1947

18 febrero 1958 a 7 febrero 1959

6 febrero 1970 a 26 enero 1971

25 enero 1982 a 12 febrero 1983

10 febrero 1994 a 30 enero 1995

Serpiente

10 febrero 1929 a 29 enero 1930

27 enero 1941 a 14 febrero 1942

14 febrero 1953 a 2 febrero 1954

2 febrero 1965 a 20 enero 1966

18 febrero 1977 a 6 febrero 1978

6 febrero 1989 a 26 ene 1990

Cerdo

4 febrero 1935 a 23 enero 1936

22 enero 1947 a 9 febrero 1948

8 febrero 1959 a 27 enero 1960

27 enero 1971 a 15 febrero 1972

13 febrero 1983 a 1 febrero 1984

31 enero 1995 a 18 febrero 1996

Tigre

13 febrero 1926 a 1 febrero 1927

31 enero 1938 a 18 febrero 1939

17 febrero 1950 a 24 enero 1951

5 febrero 1962 a 24 enero 1963

23 enero 1974 a 10 febrero 1975

9 febrero 1986 a 28 enero 1987

Mono

6 febrero 1932 a 25 enero 1933

25 enero 1944 a 12 febrero 1945

 12 febrero 1956 a 30 enero 1957

30 enero 1968 a 16 febrero 1969

16 febrero 1980 a 4 febrero 1981

4 febrero 1992 a 22 enero 1993

Conejo

2 febrero 1927 a 22 enero 1928

19 febrero 1939 a 7 febrero 1940

6 febrero 1951 a 26 enero 1952

25 enero 1963 a 12 febrero 1964

11 febrero 1975 a 30 enero 1976

29 enero 1987 a 16 febrero 1988

Gallo

26 enero 1933 a 13 febrero 1934

13 febrero 1945 a 1 febrero 1946

31 enero 1957 a 17 febrero 1958

17 febrero 1969 a 5 febrero 1970

5 febrero 1981 a 24 enero 1982

23 febrero 1993 a 9 febrero 1994