La voz de la madre es relajante

Según un estudio de la revista Proceedings of the Royal society, las palabras de una madre son la mejor fórmula para combatir el estrés.
La voz de la madre es relajante

La tesis, que apareció en la revista Muy interesante, se comprobó gracias aun estudio realizado con 60 niñas de 7 a 12 años. A las pequeñas se les hizo resolver varios problemas de cálculo, de español entre otros. Estas situaciones aumentaron los niveles de la hormona cortisol, relacionada con el estrés.

Cuando escuchaban la voz de sus madres se producía la hormona oxitocina, que se libera también en las niñas cuando son abrazadas por sus mamás.  La oxitocina, en algunas situaciones, impide la liberación de cortisol, lo que significa que las niñas se relajan cuando escuchan a sus progenitoras.

Según la doctora Leslie Seltzer, líder del estudio, "antes se pensaba que la oxitocina sólo se liberaba con el contacto físico, pero esta investigación deja claro que la voz de la madre tiene el mismo efecto que un abrazo".