El "bebé fumador" dejó el cigarrillo por otro vicio

El menor se enfurece y se golpea contra las paredes cuando sus padres no le dan gusto.
El "bebé fumador" dejó el cigarrillo por otro vicio

En 2010 Ardi Rizal, que vive en una aldea de la isla de Sumatra, saltó a la fama en Indonesia a través de una serie de grabaciones y fotografías en las que aparecía fumando de manera compulsiva montado en un triciclo.

Pero, al parecer, el niño, ahora de 5 años, cambió un hábito poco saludable por otro, según el diario The New York Post. Ahora es adicto a la comida chatarra y la leche condensada.

En la actualidad, Rizal padece de sobrepeso y su familia dice que es capaz de comer tres latas de leche condensada en un solo día.

Su madre cuenta que se golpea la cabeza contra la pared si no logra lo que quiere.

Ardi Rizal comenzó a fumar a los 18 meses a instancias de su padre, Mohamed, que consideraba que el pequeño era "bastante sano" y que su adicción al tabaco no era un problema.