Columnista Cromos

Deconstruyendo la sororidad

Empecemos por evitar generar sufrimiento en nuestras hermanas, seamos más asertivas y empáticas a la hora de opinar sobre la vida privada de otras mujeres, no descalifiquemos nuestros trabajos, nuestras formas de vivir, sentir y decidir.

"Desde mis acercamientos al feminismo y mi experiencia como transfeminista, he podido deconstruir y comprender el verdadero significado de la sororidad para ponerlo en práctica de una manera más asertiva".Foto: Julia Rostagni

La primera vez que escuché la palaba sororidad fue bajo un contexto de violencia. Desde ese momento mal entendí su significado. Sin embargo, en mis últimos años como transfeminista, he logrado deconstruir y tener una interpretación sobre esta palabra más afín con mi conciencia, mis luchas y desde la empatía.

Hace unos años acababa de terminar una relación con un hombre que fue muy significativo para mí. Las relaciones no son fáciles en la época en la que vivimos y menos para una mujer transgénero y un hombre que era constantemente violentado por el simple hecho de sentir amor hacia una travesti. La “mejor amiga” de él, me llamó un día para saludarme y saber como iban las cosas, después de una charla me dice que tiene que contarme algo “por sororidad”. Me contó que la noche anterior ella había tenido relaciones sexuales con mi ex, que por esta razón él no me quería y debía mantenerlo alejado de mí.

Yo realmente yo no quería enterarme de dicha situación. Siempre tuve claro que él tenía sexo por fuera de la relación, situación con la que yo estaba de acuerdo. Pero enterarme de los detalles me generó un gran dolor; sentí rabia, decepción y me quebré como mujer. Lo que más me rayó la cabeza fu la intención evidente que había detrás de esa llamada, una mala intención disfrazada de sororidad. Por varios años, cada vez que escuchaba la palabra sororidad me evocaba a ese momento y a los sentimientos que provocó en mí. Me parecía una farsa, una mentira, una hipocresía entre mujeres.

Desde mis acercamientos al feminismo y mi experiencia como transfeminista, he podido deconstruir y comprender el verdadero significado de la sororidad, para ponerlo en práctica de una manera más asertiva.

Sororidad es la solidaridad entre hermanas, pero la malinterpretación de esta palabra por parte de algunas mujeres, las acciones que replicamos y que violentan a las demás mujeres, la falta de conciencia, coherencia y empatía, terminan aportando a que la imagen del feminismo ante la sociedad y ante nosotras se desdibuje y no entendamos que las mujeres formamos parte de la sociedad en conjunto; si nos alejamos las unas de las otras nos hacemos más débiles como movimiento.

El sistema patriarcal siempre nos ha puesto a competir: por cuál es la más reproduce los estereotipos de belleza, por los trabajos, por los espacios, por nuestras diversidades, por nuestro estrato socioeconómico y, por los hombres. Esta situación tiene que cambiar sí o sí para que nuestra lucha sea exitosa. Empecemos por evitar generar sufrimiento en nuestras hermanas, seamos más asertivas y empáticas a la hora de opinar sobre la vida privada de otras mujeres, no descalifiquemos nuestros trabajos, nuestras formas de vivir, sentir, expresar y decidir. Respetemos nuestras autonomías, pongámonos en los zapatos de las demás, seamos realmente sororas y unámonos más que nunca.

Empecemos a deconstruir los imaginarios y estereotipos que existen sobre las maneras en las que debemos relacionarnos y fomentemos actitudes positivas entre nosotras. Solo así podremos contribuir realmente a la lucha contra el sistema patriarcal que tanto nos oprime.

 

También puedes leer: 

Somos malas y podemos ser peores

Nos están matando: preocupante aumento de transfeminicidios en el Valle del Cauca

La visibilidad transgénero y la frágil hetero-masculinidad

854046

2019-05-06T10:54:51-05:00

article

2019-05-06T12:32:56-05:00

mfranco_250925

cromos

Valeria Bonilla / Activista y mujer transgénero / @valebonillaruiz

Columnistas

Deconstruyendo la sororidad

27

4206

4233

Temas relacionados