Monsters University, nuestra reseña de la semana

En esta ocasión hablamos del regreso a la pantalla grande de los mounstros más queridos, El hombre de acero y El hipnotista. Preste atención.
Monsters University, nuestra reseña de la semana

Dirección: Dan ScanlonGuion: Dan Scanlon

En tiempos de vacaciones, nada mejor que una película de Pixar. Porque desde la inauguración de la productora con Toy Story, en 1995, Pixar ha sido meticulosa en ofrecer diversión adicional a los padres, que son, en últimas, los que pagan la boleta.Monsters University no es la excepción. Se trata de la segunda parte de Monsters Inc (2001), pero no es precisamente su continuación. Como recordarán, Sullivan y Mike habían descubierto, en la primera parte, que arrancar risas a los niños producía más energía que hacerlos gritar. La segunda parte, sin embargo, nos transporta a la época en que Sullivan y Mike ingresaron a la universidad, con los sueños intactos de convertirse en monstruosidades capaces de despertar en los niños verdadero pavor. Sullivan lleva el talento en la sangre. Su padre fue un gran productor de miedo. En cambio Mike está ahí para demostrar, a sí mismo y a los demás, que no está en el lugar equivocado; que él, por más gracia y ternura que transpire, puede aprender a causar pánico. Hay guiños excelentes a la primera parte relacionados con personajes secundarios que, sin embargo, son memorables (el presidente de Monsters Inc, por ejemplo; o la obesa administradora que le reclamaba permanentemente a Mike “no hiciste tu papeleo anoche”). Son guiños rápidos pero efectivos. Por lo demás, la película nos sitúa, como en la segunda trilogía de La guerra de las galaxias, en el contexto de cómo nuestros héroes y villanos se convirtieron en lo que son. En cuanto a la moraleja (todas las películas de Pixar, y por ende, de Disney, tienen moraleja), es la misma de las comedias universitarias de Hollywood: la voluntad, el trabajo en equipo y la confianza en uno mismo prevalecen sobre la ambición y la soberbia. Es el secreto eterno de los buenos-para-nada que terminan desafiando con éxito a los matones de siempre.Sí, uno se divierte en una película de Pixar. Pero, ¿por qué tiene que ser siempre de la misma manera? ¿No es este truco un poco sospechoso, un insulto velado contra nuestra capacidad de reírnos?

 

En carteleraEl hombre de aceroDirector: Zack SnyderCiento cuarenta y tres minutos de acción: la del superhombre que se enfrenta al General Zod y sus secuaces. Ambos, nacidos en Krypton, tienen objetivos distintos. En esta oportunidad Kal-El se enfrenta por primera vez a su condición de extraterrestre criado en Kansas. En la exploración de sus orígenes, en su atracción por Luisa Lane y en la amenaza de sus compatriotas que lo buscan para reconstruir su planeta desaparecido se va un filme cargado de efectos especiales y conflictos rápidos. Sin embargo, el Superman de Zack Snyder es un héroe cuyo físico poderoso no alcanza a ocultar su falta de carisma.

El hipnotistaDirector: Lasse HallströmEl brutal asesinato de una familia es el punto de partida para desatar la intriga: saber quién demonios pudo ejecutar un acto tan cruel. Sin pistas físicas, la única oportunidad es acudir a un hipnotista que sea capaz de entrar en la mente del joven que sobrevivió, quien se halla en coma en el hospital. Solo que, para el hipnotista, su buena obra se convierte en su propio martirio. Suena inteligente, pero la trama ocurre de una manera tan enrevesada que exige demasiadas concesiones.