«Él es hincha del Deportivo Cali y yo no dejo a mi América del alma», esposa de Mario Alberto Yepes

Esta periodista caleña conquistó el corazón del capitán de la selección y hoy, llevan catorce años de matrimonio y muchos goles de amor.
«Él es hincha del Deportivo Cali y yo no dejo a mi América del alma», esposa de Mario Alberto Yepes

Carolina Villegas es la capitana del capitán de la tricolor.

 

Una manía de su esposo que la enamore.

Su mirada medio misteriosa que no logras descifrar bien. Con los años se volvió una persona muy detallista en todo. ¡Me encanta!

Una que la desespere.

La impaciencia en la vida, aunque con los niños es muy paciente.

La mayor virtud de su esposo como profesional.

Su profesionalismo, la entrega total y el amor a lo que hace.

¿Y como persona?

Es muy recto en sus cosas, muy tradicional, poco tolerante con las equivocaciones. Un ser humano muy bueno y noble.

¿Dónde se conocieron?

En el año 98. En el estadio Pascual Guerrero. Yo presentaba un programa en Telepacífico, Desde los camerinos, y lo tuve que entrevistar. Aunque para mí no fue amor a primera vista, al poco tiempo él se consiguió mi teléfono, me llamó y desde ahí comenzamos hablar, y de eso ya van a ser 16 años.

¿Qué los unió?

Fue todo muy rápido: diez meses de novios, ocho conviviendo y catorce años de casados. Al principio nos unió tal vez el fútbol,  pero también la comida mexicana, que comíamos al principio todo el tiempo, el cine, salir a bailar...

Una canción que los una.

La vida es un carnaval, de Celia Cruz. Esa canción nos trae muy lindos recuerdos.

El partido que más recuerda.

Recuerdo muchos: el de River Plate-Lanús; el Nantes-París en la semifinal por la copa de Francia. Pero el que para mí fue su premio a su amor por su selección y a tantos años de sacrificios y entrega a su país, fue el partido contra Paraguay. Aquí era madrugada y yo estaba como loca celebrando. Con mis gritos desperté a  los niños. Fue una emoción en familia muy especial.

¿Tiene algún amuleto a la hora ver los partidos?

La virgen, de la cual soy fiel creyente, y prender mi velita. Tal vez una que otra cosita que me reservo porque quedaría muy en evidencia. (Risas.)

¿Siempre lo ve cuando juega?

Siempre mientras pueda. Creo que en tantos años son muy pocos los partidos en que no vi en directo el partido. Me desespero cuando no puedo verlo.

¿Quién es el capitán en la casa?

Él ya tiene la capitanía de la Selección, o sea que en la casa la capitana soy yo. (Risas) Él está mucho tiempo ausente y la que pone el orden en la casa y la bruja que no alcahuetea, soy yo.

¿Qué los separa?

Nos une el fútbol y nos separa el fútbol. Él es hincha del Deportivo Cali y yo no dejo a mi América del alma. 

 

Foto: Gustavo Martínez.