Cinco productos deseados por los colombianos que viven afuera

Si uno va a ser huésped de un colombiano en el exterior, es indispensable llegar con alguno de estos manjares. ¿Qué los hace tan apetecidos?

Aguardiente: Esta famosa bebida de caña empezó a reemplazar la chicha indígena a finales del siglo XVII e inmediatamente se empezó a convertir en renta de estanco para recaudar dinero y controlarlo. Según una nota publicada por macrovisionmedia.com, “En 1910 nacen las Juntas Administradoras que le dan a cada departamento potestad para administrar la renta de los licores”.  El aguardiente es el invitado en las fiestas populares y colombianas. Cada región tiene su producto característico y eso hace que sea un producto tan apetecido.

 

cristal-sin-azucar

 

 

Chocorramo: Este ponqué bañado en chocolate, que representa el 80 % de las ventas de la empresa colombiana Ramo S.A., creada hace más de 60 años, le debe su existencia al pastelero Olimpo López. La historia cuenta que faltó poco para que fuera contratado por otra empresa, pero debido a los acontecimientos del 9 de abril su interés no se hizo realidad. En cambio llegó a donde Rafael Molano y su esposa, quienes le dieron el aval para probar la idea del hijo de Molano de poner chocolate al ponqué Gala. Seis meses después de trabajar en ello, este boyacense de pura cepa logró su misión.

 

IMG_4859

 

 

La arepa: La hay costeña, paisa, santandereana, boyacense, valluna, tolimense, huilense... En cada región existe una versión. No en vano “hace parte de nuestro patrimonio cultural y es un símbolo de unidad gastronómica nacional", como lo indica la investigación de la Academia Colombiana de Gastronomía. Preparada a base de maíz o de trigo, se conoce desde finales del siglo XV, mencionada por los cronistas de Indias, y es, rellena o simple, la base de la alimentación en muchas regiones de Colombia.

 

640

 

Bocadillo: Es uno de los productos tradicionales de la gastronomía colombiana, más exactamente de la de Santander. Vélez y Barbosa son reconocidos por los deliciosos bocadillos que preparan, gracias a que tienen una gran producción de guayaba. Esta pasta sólida, resultado de la cocción de una mezcla de pulpa de guayaba y azúcares, endulza el paladar de cualquiera.

 

 

Bon bon bum: El vallecaucano Hernando Caicedo es el responsable de que varias generaciones de colombianos hayan probado esa deliciosa chupeta con chicle. En 1918 creó Colombina S.A, que en la década de los 70 lanzó el famoso Bon bon bum, nombre que se “craneó” la empresa de publicidad Ponce de León. Se dice que el producto tuvo tanta acogida por su novedoso sabor a fresa y su chicle, que lo convirtió en el dulce estrella de Colombina.

 

IMG_4847