3 Apr 2020 - 10:52 p. m.

Aprende a meditar de forma sencilla

Siempre se dice de los múltiples beneficios que tiene meditar; sin embargo, esta práctica cada vez más común, es hablar en chino para alguien que solo maneja el idioma español. Lo cierto es que, en estos días en casa, puede resultarte bastante útil conocer de qué se trata la meditación y cómo puedes aprender a hacerla.

Redacción Cromos

La meditación, según afirman algunos conocedores del tema entrena la mente y consigue el equilibrio emocional, proporcionando estados de tranquilidad, calma, amor y compasión. Esta técnica o herramienta es practicada desde hace miles de años y se le atribuyen los siguientes beneficios si se hace de manera regular:

  • Desarrolla la habilidad para centrarse en el presente.
  • Ofrece concentración para lograr lo que la mente proyecta.
  • Reduce el estrés y la ansiedad.
  • Mejora el autocontrol y capacidad para reflexionar.
  • Te permite ser más consciente de tu cuerpo, tus emociones, pensamientos y conducta.
  • Mejora tus relaciones, tanto contigo mismo, como con los demás.

 

En este punto puedes sentir que todo eso suena muy bien, pero aún no sabes cómo iniciar. Lo primero para la sicóloga e instructora de meditación y experta en mindfulness, Belén Colomina, es que determines un espacio y tiempo delimitado para que no haya interrupciones. Aunque ahora puede que tengas más espacio durante todo el día, se recomienda que la hora escogida, sea la primera en la mañana, antes de iniciar labores. No te propongas tiempos tan largos que no vas a poder cumplir cada día. Es preferible algunos minutos (entre 7 y 10), pero teniendo la certeza que lo harás a diario y que podrás aumentar más adelante.

También puedes leer: https://www.elespectador.com/cromos/estilo-de-vida/que-pasa-si-no-hacemos-ejercicio-durante-la-cuarentena-articulo-912754

Una vez estás en tu lugar y hora escogidos, se recomienda adquirir una postura de meditación. Para hacerlo puedes consultar sitios en Internet, o hacer la meditación con guía desde algún canal de YouTube. Lo importante, es que sea una postura cómoda y que te permita respirar tranquilamente. Gracias a esta respiración profunda nuestra mente se calmará de forma natural.

“Meditar no es poner la mente en blanco ni evadirse o evitar la experiencia. Es entrenar y cultivar la mente en torno a diferentes estados, como puede ser el mindfulness, que entrena la atención plena al presente, de modo amable y sin juicios. No se evita la experiencia, sino que se entrena la aceptación no reactiva, ser consciente de ella sin engancharte a ella”, afirma Colomina.

 - Postura fácil. Sentados sobre el suelo como un indio con las rodillas en el suelo, o sobre el cojín de meditación.

- Sentados en una silla, con los pies sobre el suelo y las piernas separadas.

- Sentados sobre tus talones con las rodillas flexionadas o sobre el banquito de meditación.

En estas tres posturas dejaremos las manos sobre los muslos o en el centro del cuerpo, una sobre la otra y la espalda recta, alineando cabeza, cuello y tronco.

- Tumbados, con los pies dejados caer hacia los lados y las piernas ligeramente abiertas y las manos recostadas en los laterales del cuerpo.

Escogida alguna de las anteriores posturas, es normal que surjan distintos pensamientos. La idea es que te centres en un objeto, en la respiración, un sonido, o en la sensación corporal. Cuando los pensamientos surjan por montón no peles con ellos, acéptalos, sin juzgarlos y trata de poner tu atención nuevamente en el objeto, en la respiración o el sonido. Así poco a poco irás haciendo de la meditación un hábito saludable para tu vida.

El tiempo recomendado para meditar es de 30 a 45 minutos diarios. Tú mismo irás aumentando el tiempo de práctica porque notarás que es más fácil centrar tu atención, como lo harías con la práctica de alguna disciplina física, pero no te presiones, como cualquier entrenamiento irás ganando paso a paso.

Lee más en: 

Comparte:

Regístrate al Newsletter de hoy

Despierta con las noticias más importantes del día.
Al registrarse, acepta nuestros T y C y nuestra Política de privacidad.
X