Cinco tipos de pezones que tienen las mujeres

¿Los conoces? Ten cuidado si detectas irregularidades, de ser así podría tratarse de otra cosa.

Invertido

Si miras con detenimiento tus pezones y te das cuenta que en lugar de sobresalir una bola lo que tienes es una especie de hueco, tu pezón es invertido.

Se caracterizan porque pueden alargarse sin retraerse. Si en dado caso llegarás a hacer una presión sobre estos, es posible que sobresalga pero no es un estado que se mantiene, por el contrario, si buscas que parezca “normal” debes recurrir a una cirugía estética, que permita que se vean de forma más natural y no te impidan en un futuro amantar de forma adecuada a tu bebé.

 

Comunes

Si tienes unos de estos, sabrás que sobresalen y se alargan en determinados momentos, por ejemplo cuando hace frío o cuando son estimulados. Estos pezones tienen las características de alargarse un poco y pronunciarse a pesar de llevar un buen brasier.

 

Unilaterales

Esto ocurre cuando uno de los dos pezones no tiene la misma forma del otro. Según estudios, 35% de las mujeres cuentan con pezones que sobresalen de la areola, y un 10% tienen características de pezones invertidos.

 

Planos

Su característica principal es que no prevalecen de la areola, solo se acentúan un poco, sin que sean muy notorios. Es muy común encontrar madres lactantes con este tipo de pezón, ya que les causa algunos inconvenientes a la hora de alimentar a sus bebés, por lo que deben recurrir a la estimulación.

 

Seudo invertido

Estos pezones tienen la característica de verse diferentes a los comunes, su forma y textura es distinta, razón por la cual logran que al momento de ser amamantados sobresalga la areola como en el caso de los pezones planos, con la única diferencia de que su forma siempre se mantiene igual.

 

Foto: Istock.