Cómic con beso gay desata batalla judicial y temores de censura en Brasil

Una novela gráfica muestra en varias viñetas la relación amorosa entre el hechicero Wiccano y el guerrero Hulkling, dos personajes de los Jóvenes Vengadores que en la trama mantienen una relación amorosa.

Los Jóvenes Vengadores en la trama del cómic mantienen una relación amorosa.

Una nueva decisión judicial autorizó este sábado a la alcaldía de Rio de Janeiro a confiscar de la Bienal de Rio libros con contenido LGBT que considere "inapropiados" para menores, lo que generó críticas por censura y discriminación.

La decisión suspende un fallo emitido el viernes -que prohibía a las autoridades confiscar cualquier libro en función de su contenido, especialmente aquellos con temática LGBT- y puede ser revertida por la corte suprema. 

Todo comenzó con un beso en una de las historietas de Marvel que estaba a la venta en la Bienal Internacional del Libro de Rio, "Vengadores, la cruzada de los niños". En ella, el hechicero Wiccano y el guerrero Hulkling, dos personajes de los Jóvenes Vengadores que en la trama mantienen una relación amorosa, están abrazados, besándose, totalmente vestidos. 

Alertado por participantes de la feria descontentos con la escena, el alcalde evangélico Marcelo Crivella determinó el jueves que los ejemplares del cómic fuesen retirados y ordenó una inspección de agentes de la Secretaría del Orden Público (Seop) en busca de otros contenidos "inapropiados". 

Tras revisar los 150 estands de la exposición el viernes, los inspectores afirmaron que no hallaron ningún ejemplar. Y es que la decisión del alcalde tuvo el efecto contrario: los números de la historieta se agotaron rápidamente y los internautas inundaron las redes con el hashtag #LeaConOrgullo, en apoyo a la causa de la comunidad LGBT (lesbianas, gays, bisexuales y transgénero). 

El popular youtuber brasileño Felipe Neto, que tiene más de 34 millones de suscriptores en su canal, compró 14.000 ejemplares de temática LGBT y los distribuyó gratuitamente en la Bienal, a modo de protesta.  

La imagen del beso estaba presente este sábado en todos los quioscos del país, impresa en la portada del periódico Folha de S. Paulo, el de mayor circulación nacional. 

Pero por la tarde el presidente del Tribunal de Justicia de Rio de Janeiro (TJRJ) suspendió los efectos de la cautelar que había sido emitida la víspera, avalando las acciones de la Alcaldía.

Para el magistrado Claudio de Mello Tavares, no es esperable que un cómic de superhéroes aborde temas de sexualidad, por lo que debería venir con una advertencia de contenido. 

"Por tratarse de una obra de superhéroes, atractiva al público infanto-juvenil, que aborda el tema de la homosexualidad, es preciso que los padres sean debidamente alertados" antes de decidir "si el texto se adecua o no a su visión de cómo educar a sus hijos", argumentó Tavares en su escrito.  

La organización de la Bienal, que termina este domingo, afirmó que recurrirá a la corte suprema para revertir el fallo. 

 Posible censura y discriminación 

Editoriales, escritores e instituciones como la Orden de los Abogados de Rio de Janeiro o la Defensoría Pública acusan a la Alcaldía de querer censurar contenidos. 

Para el especialista en derecho constitucional Michael Mohallem, de la Fundación Getulio Vargas (FGV), las acciones del alcalde, así como la decisión judicial, pueden estar incurriendo en dos ilegalidades: la violación de la libertad de expresión y la discriminación por orientación sexual. 

"Como la decisión parece estar orientada específicamente a prohibir la circulación de revistas que muestren besos gay [y no cualquier tipo de beso], mi interpretación es que está motivada por una discriminación, tanto del alcalde como del juez", apunta Mohallem. 

A pesar de que el Congreso -de perfil conservador- nunca legisló al respecto, un fallo de la Corte Suprema de Brasil autorizó en 2011 la unión civil entre personas del mismo sexo y por considerarlos en pie de igualdad con las parejas heterosexuales, les extendió otros derechos, como la adopción de hijos y la herencia. 

Este año criminalizó la homofobia, equiparándola al delito de racismo, un paso importante para las minorías sexuales en uno de los países con más asesinatos de personas de la comunidad LGBT del mundo. 


Manténgase informado sobre las últimas noticias que suceden en Colombia y el Mundo, el más completo cubrimiento noticioso todos los días con el periódico El Espectador.

880076

2019-09-08T14:40:01-05:00

article

2019-09-08T14:40:01-05:00

ctorres_250930

cromos

* Redacción AFP

Estilo de Vida

Cómic con beso gay desata batalla judicial y temores de censura en Brasil

74

4868

4942