Rutina para lograr una piel sana

Después de la temporada de vacaciones la piel sufre las consecuencias de la exposición al sol. Por eso es importante seguir una disciplinada rutina para recuperarla.
Rutina para lograr una piel sana

Hidratación

Es necesario hidratar la piel con productos que regeneren la capa lipídica cutánea. Es aconsejable consumir agua en abundancia, limitar el uso de jabones y aplicar dos veces al día emolientes suaves que contengan los ácidos grasos que normalmente cubren la piel así como lociones hidratantes de aloe vera y/o avena.

¿Manchas solares?

Las manchas producidas por el sol pueden ser de diferentes tipos. Algunas son desencadenadas por el contacto de sustancias como frutas cítricas o plantas y otras ocurren por factores endógenos o heredados de la persona. Dependiendo del tipo de mancha varía el tratamiento. Lo más aconsejable es asistir a la consulta especializada del dermatólogo para su valoración y manejo ya que usualmente son tratamientos con medicaciones que requieren de supervisión médica.

¿Cómo prevenirlas?

Lo más importante es el uso de un buen protector solar que contenga altos índices de protección contra la radiación UVA y UVB. Adicionalmente no olvidar que el agua y la sudoración reducen el tiempo del efecto bloqueador. Por lo tanto es indispensable reaplicarlo frecuentemente en estos casos. También es útil consumir antioxidantes como las vitaminas C y E un par de semanas antes y durante la exposición solar. El uso de vestimenta apropiada y protectores como gorras y sombreros también ayuda a prevenirlas. Otros factores que influyen en la aparición de manchas son la predisposición genética, el uso de anticonceptivos, embarazos, tabaquismo, cámaras bronceadoras y algunos medicamentos.

¿Qué podemos hacer desde nuestro hogar?

Hay medidas sencillas que ayudan a prevenir o reducir levemente las manchas. Iniciar un esquema de protección solar diario permanente es tal vez la medida más efectiva y sencilla. Existen productos de venta libre con antioxidantes tópicos como vitaminas A, C, E y derivados de la soya que pueden ayudar a unificar el tono.

Asesoría médica: Ángel Camilo Peñaranda, Dermatología Cosmética y Láser. Calle 93B Nº 16-66 Cons. 205, Teléfonos: 6220005 - 3115883939

Mónica Rivera Jay-Lung, asesora dermatológica de Avon

En el día...

La rutina diaria debe iniciarse con el uso de limpiadores suaves dirigidos a cada tipo de piel, con un pH similar al cutáneo que varía entre 4,5 y 5,5. Adicionalmente, usar bloqueador, hidratantes en áreas secas y astringentes en las zonas con exceso de grasa. No olvide usar productos para el contorno de ojos y labios. Para completar, es ideal el uso de maquillaje con protección solar.

En la noche...

Las cremas nutritivas y regenerativas que contienen principios biológicamente activos con efectos antiedad son las más recomendadas. El uso de productos aclaradores debe hacerse en horas de la noche. Además es ideal efectuar una correcta limpieza para remover la polución y el maquillaje y terminar con un hidratante que humecte la piel.

¡Importante!

A partir del factor de protección SPF 50, todos los protectores son iguales. La publicidad nos ha vendido la falsa idea de superprotectores de SPF 70, 80 y 100, pero la realidad es que a partir de 50 el efecto es el mismo. Incluso la diferencia entre SPF 30 y 50 es mínima. Debemos buscar un protector que proteja contra los rayos UVA, pues el SPF indicado en los protectores solo protege contra los UVB.

 

últimas noticias