La bicicleta recargable

Una bicicleta recargable, el competidor de McBook Air y una moderna cámara para obtener fotos con estilo viejo son las novedades que están dando de qué hablar en el mundo.
La bicicleta recargable

La bicicleta recargable

Las bicicletas están de moda como transporte urbano alternativo, pero las bicicletas con motor son una alternativa todavía más práctica, pues alivian la pedaleada y el sudor, un problema para los que quieren mantenerse impecables en la oficina. La Trek FX+ es una de estas bicicletas, pero en lugar de  motor tiene una batería de litio que se monta discretamente sobre la rueda trasera. La batería tiene una capacidad de 350 vatios, y se carga en cualquier enchufe eléctrico, pedaleando, o presionando un botón y frenando. La batería no reemplaza el esfuerzo del ciclista, sino que lo multiplica. Esta bicicleta puede ir más rápido y más lejos con el mismo esfuerzo que uno le pone a una bicicleta común y corriente. Pero cuesta 2.679,99 dólares, más que una bicicleta convencional y cerca a lo que se paga por una moto.

El competidor del McBook Air

Intel se inventó las especificaciones para un computador ultraliviano y supereficiente que le pueda competir al MacBook Air de Apple. Se llama el Ultrabook. Para que un computador se sirva de las nuevas y ventajosas condiciones de intel, debe reunir ciertos requisitos. El diseño tiene que ser liviano  (la mitad de lo que pesa un portátil tradicional) y delgado (menos de 21 mm de grosor). La pila tiene que durar más de cinco horas y debe tener seguridad antirrobo y para protección de su identidad. Obviamente, el procesador tiene que ser de Intel, de la segunda generación de Core. Compañías como HP, Hacer, Asus, Lenovo, Samsung y Toshiba ya han sacado el Ultrabook al mercado local. El precio depende de cada fabricante.

 

Una cámara nueva para fotos viejas

La Sardina Splendour de Lomography es una cámara de rollo de 35 mm que usa la misma tecnología que las cámaras que todos teníamos antes de que saliera la tecnología digital. Esta cámara es para la nostalgia, pues no solo tiene el aspecto de una cámara de reportero de otra época, sino que saca fotos artísticas que parecen antiguas. El diseño es copiado de la cámara menos común de los años 30, por eso tiene ese flash que es más grande que la misma cámara. El lente tiene un ángulo ancho, un sistema de enfoque simple, y la capacidad de tomar fotos con exposiciones múltiples. Esta es la cámara que saca fotos que programas como Instagram intentan imitar, pero cuesta 200 dólares.

• Facebook pagó 1.000 millones de dólares por Instagram, una red social con el propósito de compartir fotos artísticas tomadas con celulares.• Microsoft le compró 800 patentes a AOL por 1.100 millones de dólares. Como parte del trato, AOL tiene derecho a seguir usando 300 de las patentes.• La aplicación para el iPhone o iPad Proloquo2Go les da voz a los que por diferentes razones no se pueden expresar verbalmente. Los usuarios pueden comunicarse señalando íconos en la pantalla. 

Temas relacionados