Este es el mejor lugar para tomarse un capuchino en Bogotá

Diletto café se ha convertido en el lugar donde se toma el mejor capuchino en bogotá. ¿cuál es su secreto?
Este es el mejor lugar para tomarse un capuchino en Bogotá

Fue cuestión de abrir su primera tienda en 2006  para que el rumor se regara en la ciudad. Por delante de los cafés americano, expreso, latte, mocaccino y macchiato, entre otras variedades de presentación, uno hizo la diferencia. Con razón, Diletto lo bautizó el «Verdadero Cappuccino», la bebida de origen italiano que se identifica por su tradicional leche cremada que siempre intenta desbordar la taza. 

¿Qué tiene el capuchino de Diletto para que se convirtiera en el mejor de Bogotá? Para comenzar, sí es el verdadero capuchino. 

Mientras la gran mayoría de cafés utilizan la técnica estadounidense, que consiste en mezclar expreso con leche espumada, Diletto utiliza la técnica original, es decir, la italiana, que consiste en mezclar, en proporciones equilibradas, café expreso de la mejor calidad y a la temperatura perfecta, con leche finamente cremada. Segundo, máquinas cafeteras importadas desde Italia que garantizan la presión y la temperatura. Y tercero, el toque de distinción: el arte latte, mediante el cual el barista adorna el café, que hace las veces de lienzo, con la leche cremada, que hace las veces de pincel. Todo esto sin contar con que cada barista le añade su toque personal. 

Para completar, Diletto es detallista desde la cosecha. Su café es cien por ciento arábigo colombiano, cultivado en el departamento del Huila. Una vez en las tiendas, es sometido a una tostión adicional media alta para garantizar su absoluta originalidad en cada taza.  Y, de paso, la ventaja de no tener que viajar a Italia para probar un auténtico capuchino. Quizás por eso su fama ha hecho carrera. 

 

Dilettooo640

Locales en Bogotá

Calle 71 # 5-23. 3174569 Carrera 9 # 80-45. 3177383 Carrera 10 # 97ª-13. 6421329 Calle 11 # 4-14 (Biblioteca Luis Ángel Arango). 2866162

 

 

últimas noticias

Cajas de sorpresas

Tartaletas de auyama con merengue