Ortorexia: qué es, cómo se trata y cuáles son sus causas

Noticias destacadas de Estilo de vida

La ortorexia es un trastorno en el comportamiento alimentario que consiste en la obsesión por consumir alimentos que se consideran saludables, en algunos casos puede acarrear carencias nutricionales e incluso puede causar una enfermedad psiquiátrica.

Las personas que sufren de ortorexia se ven obligados a seguir una dieta exclusiva que deja por fuera el consumo de carnes, grasas, o sustancias artificiales y puede convertirse en un serio problema.

¿Qué es la ortorexia?

Esta patología en concreto fue descubierta por primera vez en 1997 por el doctor Steven Bratman. “Hay que tener en cuenta que comer sano no es una enfermedad, sino algo maravilloso”, aseguró el experto. Sin embargo, el término “ortorexia” solo se aplica cuando se desarrolla un trastorno alimentario en torno a esa teoría.

Hay que aclarar que la ortorexia no es anorexia, ni bulimia. Según Bratman se estima que el 28% de la población de los países occidentales, donde los más afectados son los jóvenes y las mujeres, padecen de esta enfermedad que se asimila a la desnutrición.

Aunque en un principio, la ortorexia puede parecer que se trata de un comportamiento adecuado, el cual solo se centra en consumir productos sanos y naturales, los cuales resultan ser beneficioso para el organismo de quien lo practique. Sin embargo, en exceso esto puede convertirse en un problema y ocasionar graves repercusiones en la salud de esa persona.

¿Cómo diagnosticar la ortorexia?

Existen criterios diagnosticados para la ortorexia, que según Bratman en su investigación cuenta que en la mayoría de casos se presentan estos síntomas:

1. Dedicar más de 3 horas al día a pensar en su dieta sana.

2. Preocuparse más por la calidad de los alimentos, que del placer de consumirlos.

3. Disminución de su calidad de vida, conforme disminuye la calidad de su alimentación.

4. Sentimientos de culpabilidad cuando no cumple con sus convicciones dietéticas.

5. Planificación excesiva de lo que comerá al día siguiente.

6. Aislamiento social provocado por su tipo de alimentación.

Según Bratman, otros síntomas están relacionadas con algunas conductas obsesivas a la hora de comer, por ejemplo: verduras siempre cortadas de determinada manera y usando materiales como cerámica o madera.

“La vida cotidiana se ve afectada, ya que lo que empezó como un hábito alimentario, deriva casi en una “religión” donde la mínima trasgresión equivale al pecado”, comentó Steven Bratman.

¿Cuáles son las causas de la ortorexia?

Una de las causas de este trastorno alimenticio se debe al exceso de información y no es siempre del todo veraz o contrastada que ha podido incidir en la aparición de obsesiones sobre el consumo de alimentación sana.

La obsesión de buscar una mejor salud, el miedo a ser envenenado por las industrias de alimentos, encontrar una razón espiritual para comer un determinado alimento, podrían ser las causas de esta patología.

Hay que tener en cuenta que no hay que confundir nunca la preocupación por una vida sana con la obsesión. Una persona vegetariana o que practique la alimentación macrobiótica, no necesariamente sufre esta enfermedad.

¿Qué tipo de tratamientos existen para tratar la ortorexia?

Es más costosa la recuperación psicológica que física. Bratman llega a esta conclusión debido a que hay que eliminar todas las conductas que el ortoréxico ha ido adoptando a lo largo de un determinado tiempo.

Y este tipo de patologías deben ser tratadas por un equipo interdisciplinario y desde una orientación psicológica preferentemente cognitivo conductual, especialistas en la materia para tratar este tipo de patología tanto a nivel físico como emocional y social.

La persona debe prestar atención a cualquier signo que haga sospechar que existe una desviación del comportamiento alimentario. Como cualquier enfermedad la detección precoz de la ortorexia o cualquier trastorno alimentario similar es fundamental para corregir el problema antes de que sea demasiado tarde.

Comparte en redes: