¿Qué hacer cuando llegan los 30?

Muchas se preocupan cuando llegan al tercer piso, ya que ven cambios en su piel. Les damos algunos consejos para que dejen la angustia.

Por: Angélica Camacho

 

Nos gustaría que los años pasaran sin dejar rastro. Que la única prueba de que el tiempo ha pasado fuera la memoria. Pero no vale la pena pelear contra lo inevitable. Por eso, en lugar de entregarnos a la pena, deberíamos hacer lo posible para retrasar ciertos signos de la edad y, una vez aparezcan, aceptarlos con gusto. Las arrugas y las canas también pueden ser sexys.  Hablamos con Ana María González, formadora skinexpert de Loreal, quien nos dio algunas recomendaciones.

 

- Después de los 20: la producción de colágeno empieza a disminuir, no solo en cantidad sino en  calidad. Para esto incluya Vitamina C en la rutina diaria de cuidado. Desde los 25 años puede empezar una estrategia preventiva. 

 

- ¿Cómo reconocer las arrugas? Al gesticular o hacer muecas se marcan algunas líneas de expresión, ya que es una acción repetitiva. Si al vernos en el espejo hay plieguen que se forman sin gesticular,  esa es una arruga.

 

- ¿Cómo debe ser la rutina de cuidado? Una rutina básica es: limpiador, tratamiento, crema hidratante y protector solar.  Para una rutina más sofisticada, vale la pena agregar un producto más: el suero.

 

- Es primordial que los productos que usemos contengan ácido hilaurónico. Este ayudará a disimular los signos de la edad. También hay que buscar cremas con algunos antioxidantes como –como la uva, el resveratrol, el polifenol de arándano– ya que actúan como barrera y retrasan el proceso de envejecimiento de la piel.

 

- El protector solar es la principal estrategia para que la piel no envejezca más rápido de lo normal. El sol es uno de los peores enemigos de la piel, por eso debemos tener el hábito del bloqueador desde niños.

 

- Hacer que la piel sude con diferentes ejercicios cardiovasculares, como correr o nadar, hace que la piel se oxigene y tenga luminosidad y firmeza. 

 

- Las cremas se deben aplicar del centro hacia afuera con movimientos ascendentes y en la dirección de los músculos. Por ejemplo, de la nariz a las orejas con trazos largos. 

 

Tip: cuando La vitamina C se consume tiene un efecto en el sistema inmunológico. cuando se aplica, estimula la producción de colágeno. Es mejor aplicarse los antioxidantes que tomarlos.

 

 

Foto: iStock. 

 

últimas noticias