Molde de plátano con carne molida y queso

La combinación perfecta entre sabores dulces y salados.
Molde de plátano con carne molida y queso

Ingredientes (6 porciones)

Para el puré de plátano:

2 unidades de plátano maduro (la piel debe estar negra)

3 cucharadas de mantequilla

1 cucharada de perejil finamente picado

1 cucharada de pimentón cortado en cubos pequeños

Sal y pimienta al gusto

Para la carne molida:

2 cucharadas de aceite vegetal

1 cucharada de cebolla cabezona blanca finamente picada

½ cucharadita de ajo finamente picado

400 g de carne molida de ternera o de res

2 cucharaditas de orégano fresco finamente picado

3 cucharadas de pasta de tomate

Sal y pimienta al gusto

Para la salsa Bechamel:

1 cucharada de mantequilla

1 cucharada de harina de trigo

1 taza de leche tibia

Una pizca de nuez moscada

½ cucharadita de mostaza

Sal y pimienta al gusto

Plátano amarillo cortado en tajadas delgadas longitudinales

½ taza de queso amarillo o doblecrema rallado

Preparación:

Caliente el horno a 350F (180ºC)

1. Hornee el plátano maduro hasta que esté totalmente cocinado. Mientras se hornea el plátano, derrita la mantequilla a fuego bajo y añada el perejil, el pimentón, la sal y la pimienta. Retire la piel de los plátanos y con un tenedor espiche hasta obtener un puré. Agregue la mantequilla e integre al puré.  Debe quedar un puré de consistencia suave. Reserve.

2. En una sartén amplia caliente el aceite y sofría la cebolla y el ajo por tres minutos. Añada la carne y sepárela con un tenedor. Añada el orégano y la pasta de tomate. Cocine por cerca de tres minutos más. Condimente con sal y pimienta.

3. Para la salsa bechamel derrita la mantequilla a fuego bajo. Agregue la harina y cuando la mezcla comience a formar burbujas, vierta  la leche y bata continuamente hasta que tome una consistencia semiligera. Añada la mostaza, la nuez moscada, sal y pimienta.

4. Engrase ligeramente una lata rectangular mediana de 25 cm por 12 cm. Cúbrala con papel film. Ponga las tajadas delgadas de plátano cubriendo las paredes de la lata. Esparza sobre el plátano del fondo de la lata la mitad del puré de plátano. Ponga encima la mitad de la carne molida. Sobre esta esparza 4 a 5 cucharadas de salsa bechamel. Repita una vez más este proceso. Espolvoree el queso y hornee por 20 minutos.

Aprenda a marinar carnes

Marianada de mandarina y naranja para pollo

1 taza de jugo de mandarina

1 taza de jugo de naranja

1 cucharada de limonaria picada (solo la parte blanca)

¼ cucharadita de ralladura de limón

½ taza de aceite

2 cucharadas de aceite de ajonjolí

2 cucharadas de miel

5 pimientas enteras

Sal

Preparación: Mezcle todos los ingredientes y marine el pollo por una hora en refrigeración.

 MARINADA PARA PESCADOS O MARISCOS:

1 taza de vino blanco

½ taza de aceite de oliva o de canola

½ taza de jugo de naranja

2 cucharadas de orégano  fresco picado

Sal

? cucharadita de ají

Preparación: Mezcle todos los ingredientes y marine por 30 minutos en refrigeración.

 MARINADA PARA CERDO O POLLO:

½  cucharada de ajo machacado

4 cucharadas de mostaza

3 cucharadas de miel

½ taza de salsa soya

4 cucharadas de aceite vegetal

1 cucharadita de ají

2 cucharadas de perejil finamente picado

1 taza de jugo de piña sin azúcar

Sal y pimienta al gusto

Preparación: Mezcle todos los ingredientes y marine el cerdo o pollo por dos horas en refrigeración.

El tiempo justo de la marinada

Añada las marinadas a los pescados y mariscos por solo 30 minutos. Nunca adobe el alimento por mucho tiempo porque pierde su textura.

 Secreto agridulce

Cuando haga salsas agridulces con frutas muy ácidas como el maracuyá, utilice la miel que se disuelve con facilidad y alcanza el punto de equilibrio que necesita la salsa.

Cocinar al vapor

Cuando vaya a cocinar al vapor, aromatice el líquido con hierbas, vinagres suaves o aceites aromatizados. Así obtendrá un alimento con mejor sabor. Para que la cocción al vapor sea más rápida, tape la olla.

  Cortar en brunoise

En muchas recetas se encuentra el término “brunoise”. Quiere decir frutas, vegetales, carnes... cortados en dados de 2 milímetros por cada lado.

  De último, la sal

Cuando cocine garbanzos, agregue la sal al final de la cocción para evitar que se rompa su piel y queden duros en su interior.