Pincho de langostinos con mango y salsa de durazno

¿Qué tal empezar la semana con una deliciosa receta hecha en casa? Una idea más, por si ya te aburriste de comer lo mismo.

Foto: Archivo Cromos.

Ingredientes
(4 porciones)

24 unidades de langostinos (U26) 3 a 4 mangos grandes de carne firme, pelados
El jugo de 2 limones
Sal y pimienta
Aceite de oliva

Salsa de durazno:
2 tazas de néctar de durazno
1 taza de jugo de naranja fresca y dulce
1/2 taza de vinagre de arroz o de cidra
1 pedazo mediano de jengibre pelado
2 cucharaditas de jugo de limón
1/8 cucharadita de ají
3 a 4 cucharadas de miel
Sal
2 cucharadas de durazno, pelado y fresco, cortado en cubos pequeños 
1 cucharadita de ralladura de limón

Decoración:
1 durazno cortado en rodajas

Preparación:
1. Corte el mango en 24 cubos grandes, que tengan el tamaño muy similar al de los langostinos. En cada palillo de madera  inserte 3 langostinos intercalados con el mango. Conserve en refrigeración mientras elabora la salsa.

2. En una olla ponga el néctar, jugode naranja, vinagre, jengibre y jugo de limón. Reduzca la mezcla hasta obtener una taza. Añada la miel, el ají y la sal. Deje enfriar por 2 horas para que los sabores se desarrollen. Esta salsa la puede hacer con un
día de anterioridad. Consérvela en refrigeración.

3. En una plancha o parrilla unte aceite de oliva. Bañe los pinchos de langostinos con el limón y condimente con sal y pimienta. Áselos por 4 minutos, dándoles la vuelta. 

4. Agregue a la salsa el durazno y la ralladura de limón. Ponga los pinchos en una bandeja y sirva la salsa aparte. Decore con unas rodajas de durazno.

El durazno

Esta fruta con piel aterciopelada y aromática es originaria de Persia y de China, donde se considera el símbolo de la longevidad. Pertenece a la familia de los frutos con hueso. Existen diversas variedades: unos tienen el hueso no adherido a la 
carne, mientras otros difícilmente se separa la pulpa de la semilla. Se caracteriza por tener una carne tierna y jugosa, exquisita para hacer encurtidos, ensaladas, mermeladas, helados y postres como el famoso melocotón Melba, creado por Augusto Escoffi er en honor a la cantante de ópera Nellie Melba. El durazno también se utiliza para hacer licores, aguardientes y néctares.