Receta del día: ossobuco de ternera al horno con vegetales

¿Alguna vez te has atrevido a preparar un ossobuco? Sí no lo has hecho, es hora de arriesgarte y sorprender a los tuyos.

Foto: Archivo Cromos.

Ingredientes

(4 porciones)

1 kilo de ossobuco de ternera

Sal y pimienta

1/2 taza de harina de trigo

2 cucharadas de aceite vegetal

2 cucharadas de mantequilla

1 cucharada de aceite de oliva o de canola

1 cucharadita de ajo finamente picado

1 1/2 taza de zanahoria cortada en dados medianos

1 taza de apio cortado en dados medianos

1 taza de cebolla cabezona roja cortada en dados medianos

1 1/2 taza de tomate chonto, bien maduro, sin piel ni semillas cortado en dados medianos

1 1/2 taza de vino blanco

2 1/2 taza de caldo de pollo o vegetales (preferiblemente hecho en casa)

1 cucharada de pasta de tomate

1 cucharadita de orégano fresco finamente picado

3 champiñones medianos tajados

Sal y pimienta negra recién molida

Preparación:

Caliente el horno a 350° F (180°C)

1. Condimente el ossobuco de ternera con sal y pimienta. Pase cada pedazo de la ternera por la harina, evitando el exceso. En un sartén caliente el aceite y selle la ternera, cinco minutos por cada lado.

2. Retire la carne del calor y en el mismo sartén derrita la mantequilla y caliente la cucharada de aceite. Agregue el ajo, la zanahoria, apio y cebolla. Saltee por 3 minutos. Vierta el vino y reduzca a la mitad de su porción original.

3. En una refractaria ponga el ossobuco. Añada la mezcla de vegetales con el vino. Agregue el tomate y el orégano. Disuelva en el caldo la cucharada de pasta de tomate. Agregue a la ternera y vegetales. Hornee por una hora aproximadamente o hasta que la carne esté tierna. En la mitad de la cocción dele la vuelta a la carne.

4. Ponga el ossobuco en una bandeja. Vierta la mezcla de vegetales con el líquido en una olla. Si es necesario agregue más caldo. Añada los champiñones y cocine por dos minutos más. Ajuste sal y pimienta.

5. Ponga la salsa decorativamente alrededor de la carne. Sirva acompañado de puré de papa o pasta.

La cebolla cabezona

Sin duda es una de las hortalizas más versátiles y populares de la cocina. En el Oriente, de donde es nativa, es considerada un símbolo de eternidad. Existen diversas variedades que se diferencian por su tamaño y color. Su sabor es picoso, pero encontramos algunas más dulces como la famosa cebolla americana llamada Vidalia. La cebolla se usa en sopas y guisos. En la famosa preparación francesa “tarte à la ognion”, la cebolla es un ingrediente principal. En las ensaladas aporta un sabor característico y una agradable sensación crocante cuando se incorpora de forma cruda, en  rodajas o finamente picada con las vinagretas. Las cebollas tienen características purificadoras del organismo y es efectiva para combatir hongos e infecciones. Contiene vitaminas A, B, C y E.

835389

2019-01-22T12:51:46-05:00

article

2019-01-22T12:51:46-05:00

[email protected]

cromos

Juanita Uñama

Gastronomía

Receta del día: ossobuco de ternera al horno con vegetales

59

3003

3062

 

últimas noticias

Cómo preparar mojarra frita con encocado

Cafeteros siglo XXI