Publicidad
Redacción Cromos / 5 Dec 2022 - 8:30 p. m.

8 errores frecuentes que cometemos en el embarazo

Especialmente si somos mamás primerizas, durante el embarazo podemos caer en algunos errores que fácilmente podríamos evitar.
Especialmente si somos mamás primerizas, durante el embarazo podemos caer en algunos errores que fácilmente podríamos evitar.
Foto: Getty Images

El embarazo es una fase única en la vida de la mujer, con muchos cambios tanto en su mente como en su cuerpo. Es también una etapa de descubrimientos y grandes dudas, especialmente cuando somos primerizas, por lo que es normal que cometamos algunos errores.

Te invitamos a leer más contenidos como este aquí.

Lee también: ¿Qué tipos de crianza hay? Descubre qué clase de padre eres

Por esto, hemos reunido 8 de los errores más frecuentes que podemos cometer durante el embarazo, para que puedas evitarlos y tener una gestación saludable.

Errores frecuentes en el embarazo

Es también una etapa de descubrimientos y grandes dudas, especialmente cuando somos primerizas, por lo que es normal que cometamos algunos errores.
Es también una etapa de descubrimientos y grandes dudas, especialmente cuando somos primerizas, por lo que es normal que cometamos algunos errores.
Foto: Getty Images

1. Comer por dos

Uno de los mitos más populares en la gestación es que la mamá debe comer por dos ya que espera un bebé y necesita el doble de alimento. Nada más alejado de la realidad.

Aunque es cierto que posiblemente necesitemos aumentar el consumo de algunos alimentos saludables y beber más agua, durante el embarazo el metabolismo se adapta para nutrir a la mujer y al bebé, sin tener que aumentar demasiadas calorías.

De hecho, en esta etapa es fundamental seguir una dieta saludable, rica en alimentos nutritivos e hidratantes, que ayude a prevenir complicaciones que pueden presentarse durante el embarazo, como la diabetes gestacional, sin que aumente mucho el peso de la madre.

Recomendado: Bebé nació con cola de 6 centímetros de largo. El caso se conoció en México

2. Automedicarse

Tomar medicamentos sin prescripción de un médico nunca es recomendable y menos si estás en embarazo. Muchos medicamentos que normalmente tomamos pueden ser perjudiciales para el bebé, por lo que siempre debes consultar al doctor, en lugar de tomar medicina por tu cuenta.

Incluso el acetaminofén, que es uno de los pocos medicamentos que se consideran seguros en el embarazo, debe tomarse con precaución, ya que cantidades excesivas o combinado con otros medicamentos también perjudican al bebé.

3. No hacer ejercicio

Hasta hace unos años había la creencia de que las embarazadas no debían hacer ninguna clase de esfuerzo físico y llevar su gestación de forma cuidadosa y tranquila, por lo que el ejercicio era impensable.

Y, aunque es verdad que no debemos exigirle de más a nuestro cuerpo, no podemos caer en el error de no hacer actividad física. Este es un error tan frecuente, que se calcula que 5 de cada 10 mujeres no hace ejercicio en el embarazo por temor a causarle daño al bebé.

Sin embargo, diversos estudios han confirmado que además de ayudar a controlar el aumento de peso, hacer ejercicio en el embarazo mejora la función pulmonar del bebé y reduce el riesgo de que padezca asma, y como mamá te disminuye el riesgo de padecer diabetes gestacional.

Te puede interesar leer: Desprendimiento prematuro de placenta: síntomas y riesgos para el bebé

4. No descansar

Mientras algunas mujeres creen que deben ser súper cuidadosas y no se permiten hacer ningún esfuerzo durante el embarazo, también está el polo opuesto de las mujeres que no se dan tiempo ni siquiera de tomarse un descanso y quieren hacer todo sin ayuda.

Aunque el embarazo no es impedimento para hacer muchas cosas, es importante que recordemos tomar pausas para permitir que nuestro cuerpo que descanse, porque en esta etapa el descanso es vital y necesario. Ya está pasando por suficiente trabajo interno, para exigirle más desde afuera.

5. Saltarse las visitas al médico

Durante el embarazo debemos acudir con frecuencia al médico. Las citas al ginecólogo son las que nos permiten saber si nuestro embarazo está transcurriendo como debería o si debemos tener algún cuidado especial.

Mientras le contamos al doctor cómo nos hemos sentido y resolvemos las dudas que surjan, en estas revisiones nos harán análisis de sangre y las ecografías, necesarias para detectar si hay algún problema.

6. No cuidar e hidratar la piel

Cuidar la piel es importante siempre, pero durante el embarazo aún más. Durante estos 9 meses nuestro cuerpo pasa por una gran transformación, en la que nuestra piel también sufrirá muchos cambios. Por esto debemos mantenerla hidratada y protegerla adecuadamente del sol.

Además, cuidando nuestra piel ayudaremos a reducir la probabilidad de tener estrías o que sean menos visibles.

Lee también: ¿Cómo descongestionar la nariz de un niño? Estas son algunas alternativas

7. Escuchar los consejos de todo el mundo

Apenas anuncias que tendrás un bebé empezarán a llover cientos de consejos de las personas que te rodean, como si compartieras con un montón de gurús y expertos en maternidad y crianza.

Aunque está bien oír los consejos de padres y madres con experiencia, no estás en la obligación de seguirlos todos. Selecciona lo positivo y lo que te sirve para ti y tu bebé. Está bien si decides hacer las cosas diferente a los demás.

8. No dejar tiempo para ti

Y, por último, un error frecuente es que, durante el embarazo y cuando ya nos convertimos en madres, nos dedicamos exclusivamente al cuidado del bebé y olvidamos que nosotras también necesitamos de atención.

Ir a un spa, leer, meditar o tomar una clase que te emociones son solo algunos ejemplos cosas que podemos hacer para nuestros espacios de autocuidado durante el embarazo. Tu salud mental también es fundamental.

Síguenos en Google Noticias
Este portal es propiedad de Comunican S.A. y utiliza cookies. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso, de acuerdo con esta política.