Paren de parir: ¿dejar de traer hijos al mundo sirve para detener el daño en el medio ambiente?

Tengo una convicción: entre menos seamos, menos serán nuestros problemas. Pero una cosa es lo que yo piense y otra el análisis de académicos especialistas en medio ambiente. Entrevistamos a algunos para resolver la pregunta.

Un pañal desechable puede tardar 500 años en degradarsePixabay

José Castillo, doctor en gestión ambiental y profesor de la Universidad Javeriana.

Si traes un millón de seres humanos con el comportamiento actual, es mejor que no lleguen. Pero si traes a un millón de humanos con conciencia, hábitos y comportamientos responsables, habrá un cambio verdadero. Necesitamos personas comprometidas con el cuidado de la casa común, sin nadie quedándose atrás, especialmente los pobres y los que no han tenido oportunidades. Según proyecciones a 2.100, seguiremos creciendo hasta estabilizar la población. África será el continente con más humanos, pero debemos cambiar nuestro pensamiento y nuestro actuar.

El control de la natalidad no es sinónimo de mejora en el cambio climático. Necesitamos millones de "Greta Thunberg" para reformar las practicas. Tenemos que entender que el capital natural que nos queda debemos conservarlo para que soporte la vida de muchas especies de flora y fauna de las que dependemos. Es urgente cambiar el modelo económico basado en el consumo, cambiar la mentalidad de que todo es desechable, incluido algunos humanos, y pensar en los que no han nacido que merecen un futuro mejor. El problema ambiental es un tema de ecología política, de toma de decisiones profundas.

Adriana Humanes, investigadora asociada de la Universidad de Newcastle, especialista en impacto del cambio climático en ecosistemas marinos.

Nuestro planeta necesita hijos responsables. Si puedes garantizar educación y recursos para tu hijo, bienvenido sea. Si tienes capacidad de traer a seres humanos y estas segura que puedes hacer lo posible para que ellos tengan la educación necesaria para ser agentes de cambio, hazlo. Los recursos del planeta son finitos y ya somos más de los que esos recursos pueden sostener. El futuro no se ve alentador, sobre todo considerando que la problemática actual requiere de cambios de políticas a nivel de gobiernos. Sin embargo, si cada uno de nosotros trabaja y lucha por un cambio, estoy segura de que podremos lograrlo.

 Paola Tello, física colombiana seleccionada en iniciativa global Antártida de 1000 científicas trabajando por la acción climática.

¿Hijos o no? Esa es la cuestión. Si estas en edad fértil y te estás preguntando esto, ya empezamos bien. Eso significa que eres consciente que en un planeta de recursos limitados, con una población creciente que no es sostenible.  La reflexión es un primer paso, la acción es el siguiente. Todas las decisiones están limitadas al contexto del país y a la situación personal. Definitivamente la abstención materna-paterna sí le sirve al planeta, al igual que las personas veganas y todas las iniciativas para reducir la huella ambiental.

Luis Fernando Gómez, docente y especialista en salud social.

Es indudable que el crecimiento poblacional es uno de los determinantes del cambio climático global. Sin embargo, y desde mi perspectiva, no se debe culpabilizar a los individuos por esta situación. Si queremos reducir la natalidad, debemos disminuir las inequidades de género, través de políticas públicas como las siguientes: incrementar los niveles educativos de las mujeres,  brindar oportunidades laborales a las familias en condiciones de vulnerabilidad y garantizar el acceso a métodos de anticonceptivos.  Las acciones impositivas son ética y moralmente inaceptables.

 Mercedes Monserrat, activista y creadora de la cuenta 'Mamá Sustentable'.

Es necesario educar en el respeto hacia los seres vivos. Necesitamos personas que se preocupen por el medio ambiente y por reducir las brechas sociales. La desigualdad afecta los recursos, cada uno de nosotros debe ser ejemplo, tenemos que estimular nuevas ideas en las generaciones más jóvenes. Para las madres y los padres es imperativo informarnos desde el embarazo, empaparnos de prácticas saludables con el planeta. Con esa información podemos alejarnos de la fiebre irresponsable por consumir.

885543

2019-10-11T11:25:48-05:00

article

2019-10-12T12:14:54-05:00

ctorres_250930

cromos

Carlos Torres / Revista Cromos

Maternidad y Bienestar

Paren de parir: ¿dejar de traer hijos al mundo sirve para detener el daño en el medio ambiente?

97

4379

4476