La aplicación que logró 40.000 embarazos en tiempo récord

Después de los 35, tener hijos no es tan fácil como pensamos. Una aplicación española que funciona en Colombia puede acelerar el proceso.

Creemos que quedar embarazadas es tan natural como respirar. Crecimos con la idea de que un bebé no deseado durante nuestra juventud podría tirarse nuestra vida, así que el sexo sin anticonceptivos era una osadía innecesaria y, si caíamos en la tentación, antes de llevarnos un susto preferíamos recurrir a la pastilla del día después (ignorantes de los desequilibrios que podríamos provocar en nuestro cuerpo). Por eso, cuando abandonamos los condones, las inyecciones y las pastillas, decididas a tener hijos, pensamos que será un intento y listo. Pero no.

 

Resulta que la fertilidad de la adolescencia se va perdiendo con cada día que pasa. Nuestro cuerpo envejece y nuestros óvulos también. Por lo tanto, cuando llegamos a los 35 y finalmente nos sentimos preparadas para concebir un bebé, nuestro cuerpo ya no está tan dispuesto. Si en promedio las mujeres se desarrollan a los 12 años, una mujer que se decide a ser mamá al terminar sus treinta ha perdido 23 años de posibilidades y de juventud. Está más cerca de la menopausia que de sus años de mayor fecundidad.  

 

Y es que el cuerpo aún no reconoce los ritmos de las sociedades actuales. No sabe que ya no nos casamos a los 18, ni tenemos hijos a los 20. No puede sospechar que las revoluciones feministas nos han abierto cientos de puertas que queremos cruzar antes de tener que dar teteros y cambiar pañales. Al organismo le queda complicado saber que a los 30 nos sentimos más vivas que nunca.  

 

“En España empezamos a pensar en la maternidad en la treintena y, aunque nos veamos estupendas, a partir de los 35 la fertilidad cae en picado, así que es vital no malgastar el tiempo: conocer bien nuestro cuerpo para concebir de forma natural y, si algo va mal, no retrasar la decisión de acudir a un especialista”, explica Clelia Morales en el diario El País. Morales, que hace parte de esa enorme bandada de mujeres que esperó ‘demasiado’ para tener hijos, es una de las creadoras de la aplicación Woom, que a punta de análisis de datos y algoritmos logra embarazos en el menor tiempo posible.

 

Morales y Laurence Fontinoy se retiraron de sus trabajos en eBay y Google para fundar esta ‘app’ que, con solo dos años en el mercado, ya presume de 40.000 embarazos entre sus más de 340.000 usuarias en España, México y Colombia. Las dos tuvieron que enfrentarse a los desafíos que implica tener hijos al acercarse a los 40 y, como buenas geeks, se preguntaron si la tecnología podría ayudar a otras mujeres que enfrentan las mismas experiencias con la concepción. “Los algoritmos de Woom recogen 32 parámetros de cada mujer y nos permiten proporcionar recomendaciones personalizadas para aumentar las probabilidades de embarazo”, agrega Morales.

 

Cómo funciona

 

La efectividad de la aplicación consiste en que ayuda a que las mujeres conozcan su propio cuerpo. Según su edad, el funcionamiento del su ciclo menstrual, su alimentación, sus hábitos y sus relaciones sexuales, la aplicación hace análisis, los contrasta con los de muchas otras mujeres y le da consejos personalizados a la usuaria: “Por ejemplo, si una mujer deja de fumar o alcanza un peso ideal, verá como sus probabilidades diarias de embarazo suben en ventana fértil", asegura Morales en El Diario. Además, quienes descargan la 'app' gratuita también reciben información sobre sus días más fértiles. Y si el caso es el de una mujer que ha sobrepasado los 40, también conocerá el mejor momento para ver un médico o diferentes tratamientos de fertilidad.

 

"Existen muchos calendarios de fertilidad, pero pocos son machine learning (aprendizaje automático), es decir, que aprenden de tu ciclo y con esta información te guían en el camino hacia la concepción de forma personalizada —destaca Morales—.  Nuestra principal diferencia es el acompañamiento que hacemos a través de contenido que servimos de forma diaria, con contenidos muy personalizados de acuerdo con la situación de cada mujer".