Penélope Cruz deslumbra en la alfombra roja de los Goya 2020

Noticias destacadas de Moda

La madrileña vistió un impresionante diseño de flores en rosa, lila y verde para la noche más importante del cine español.

Sin duda alguna era la actriz más esperada de los premios Goya 2020. La llegada de Penélope a la alfombra roja, que se desplegó en el Palacio de Deportes José María Martín Carpena ha acaparado toda la atención, no solo por su impecable look sino por su doceava nominación. Llegó de la mano del aclamado director y de Antonio Banderas.  

Su papel en la película de Pedro Almodóvar Dolor y Gloria la hizo merecedora del galardón a mejor actriz, categoría en la que competía Belén Cuesta, Marta Nieto y Greta Fernández. 

La noche del sábado Penélope se ha impuesto como una de las mejores vestidas, y todo se lo debe a su romántico vestido de flores 3D firmado por la marca inglesa Ralph & Russo, que rompe radicalmente con su estilo habitual en una gala. 

Los bordados de todo el diseño incorporan, además de motivos florales recortados a mano; hilos de seda, cristales de Rosalina, xiliones de ópalo y hojas con cuentas 3D. Su peinado sigue dentro de lo romántico de su outfit, un recogido bajo con algunos mechones sueltos sobre unos aretes de rubí de la colección que ella misma diseñó para Swarovski y que llevó a juego con varios anillos. Su maquillaje fue un acierto total, una mirada ligeramente marcada con delineador y máscara de pestañas y los labios en rosa.  

Y es que, en contra de todos los pronósticos, Penélope no ha lucido un diseño de Chanel, la firma en la que ha confiado durante todos estos últimos años. Tampoco ha escogido un Versace, diseños con los que ha triunfado siempre en la alfombra roja. Una apuesta arriesgada que ha conseguido el aplauso unánime de la crítica.

Comparte en redes: