Ronaldo amasa un negocio redondo

El mayor goleador de los mundiales de fútbol, ahora es empresario deportivo. Su agencia, 9ine, representa a destacados atletas y otras personalidades de la farándula.
Ronaldo amasa un negocio redondo

El campeón Anderson Silva es capaz de trazar un puente entre el fútbol y las artes marciales mixtas. La camiseta del Corinthians, con la que suele presentarse a los medios antes de los combates de la UFC, es la última que vistió Ronaldo antes de jubilarse. En julio del año pasado, ambos estuvieron en Las Vegas. Y no fue una coincidencia. Ronaldo se había convertido en su representante. “Anderson es un gran amigo y mi empresa de publicidad se encarga de cuidar su imagen – declaró Ronaldo–. Todo el mundo lo admira”. En estas palabras se percibe  la razón por la que su compatriota es uno de los integrantes del catálogo de 9ine, la empresa de Ronaldo que se define como “una agencia de comunicación especializada en el trabajo con personas que sienten pasión por el deporte y el espectáculo”.

El ex artillero del Inter y el Real Madrid ahora busca estrellas a granel. La magia que ya no puede brindar en las canchas, ahora trata de llevarla al mercadeo de deportistas. Su retiro del fútbol no ha impedido que se siga codeando con estrellas de su categoría. A 9ine se le suman los futbolistas Neymar y Lucas Moura, el patinador Pedro Barros, el cantautor Luan Santana y André Akkari, el jugador de póker online miembro del Team Pro de PokerStars. La contratación de este último le supuso mil participantes más al Brazilian Series of Poker, cuando lo regular son cuatrocientos. La representación de Akkari va tan en serio que Ronaldo puso a su disposición un preparador físico para que lo ponga a tono para las jornadas de los torneos de póker.

¿Cómo es posible que menos de dos años después de su adiós como futbolista profesional, Ronaldo esté a cargo de una empresa que crece al ritmo de los goles de Neymar? “Campeón sin jugar en USA 94, Ronaldo arribó como rey al Mundial siguiente, Francia 98. La era de Michael Jordan, que en catorce años le permitió a Nike multiplicar por quince su facturación, llegaba a su fin. Nike había descubierto que un joven de apenas veinte años tenía un 38 por ciento más de popularidad que Jordan. Contrató primero a Ronaldo y luego a la selección de Brasil”. Así resume el periodista Ezequiel Fernández Moore los primeros pasos del astro carioca.

En otras palabras, el delantero que a los 18 años fichó con el PSV holandés tuvo una relación estrecha con el marketing deportivo desde el inicio de su carrera. Ahora, asesorado por Martin Sorrell, presidente de la agencia de publicidad WPP, Ronaldo no solo fundó 9ine, sino que consiguió que la Confederación Brasileña de Fútbol lo nombrara miembro del Comité Organizador del Mundial 2014, el organismo que pone de acuerdo al gobierno de Dilma Rousseff con la FIFA para que la Copa Mundo cumpla con las expectativas de ambas partes.

“Lo natural sería ir a Europa y jugar en un equipo grande para disputar quién es el mejor del mundo con Cristiano Ronaldo y Messi”, dijo Ronaldo a Neymar el pasado noviembre. La novela sobre el destino del futbolista emblema de 9ine no tiene solución a la vista, pero, sin salir del club Santos, ya es el mejor asalariado del balompié de su país, algo que en los noventa logró Ronaldo en el Barcelona con el que ganó el Balón de Oro, la Copa del Rey, la Recopa de Europa y la Súper Copa de Europa. ¿Cuánto cobrará por el siguiente comercial de Neymar?