Las estrellas que pasaron por el Manchester de Ferguson

Beckham, Cantona y Ronaldo fueron algunas de las figuras que, con las indicaciones del técnico escocés, pusieron a los Red Devils en la cima del fútbol mundial.
Las estrellas que pasaron por el Manchester de Ferguson

Los futbolistas Blair Alston, Kristopher Faulds y Jay Fulton juegan en el Falkirk F. C., club en el que Sir Alex Ferguson jugó noventa y cincos partidos como profesional. Actualmente, en la tercera casilla de la Scottish First Division, a este cuadro y a estos jóvenes centrocampistas les sobran motivos para identificarse con el director técnico más ganador del Manchester United, que empezó su carrera deportiva en 1957 como volante de marca en el Queens Park de Glasgow.

Cualquiera pensaría que fue un jugador destacado en los años 60 y 70 o que fue uno del montón, pero no: fue un “5” aguerrido con vocación de gol que debutó a los 16 y colgó los guayos a los 37 años.  No fue una estrella más allá de su país, pero para los británicos dejó una buena imagen que alimentó como “coach” en el banquillo del Aberdeen, la selección de Escocia y el Manchester United, equipo que agarró en 1986 naufragando en el fondo de la tabla de la liga inglesa.

Lentamente, a punta de disciplina y rigor táctico, se encargó de ubicarlo en la cima del fútbol mundial. Recién a principios de los 90 sus dirigidos empezaron a brillar. En casi 27 años como entrenador ganó cuarenta títulos, entre los que se destacan trece Premier League y dos trofeos de Liga de Campeones, cifra que seguramente perdurará por décadas.

Tras su inesperado retiro anunciado ayer, el barco más grande que tiene la ciudad de Manchester queda sin capitán. Mientras se espera el arribo de David Moyes, el timonel que tiene las horas contadas en el Everton, los hinchas se sienten huérfanos. Sin embargo, de aquí a que el flamante reemplazante se calce la chaqueta del United, los amantes de este onceno en Inglaterra y todo el mundo, tienen bastante historia para revivir. Dicha historia no la escribió Ferguson en solitario; por su camerino pasaron muchos jugadores, pero no todos dejaron huella como los que les presentamos a continuación:

Paul Ince (1989-1995)

Uno de los que consoló al colombiano Faryd Mondragón luego de la derrota 2 a 0 ante los ingleses, en el Mundial de Francia 98, fue este volante que se dio el lujo de jugar en los clubes más valiosos de Europa. Sudar la camiseta del Manchester United (y la del Liverpool e Inter de Milán) no fue una cuenta pendiente para él. En 206 presentaciones con los rojos demostró que es un titán. Sus características eran las del típico centro inglés: fortaleza y practicidad con el balón. No fue un habilidoso con los pies, pero su entrega y frialdad en los momentos más álgidos de un encuentro fue determinante. Actualmente es manager del Blackpool, conjunto que milita en la segunda división de Inglaterra.

Eric Cantona (1992-1997)

Ciento veinte horas de servicio social y nueve meses de suspensión tuvo que cumplir este francés por agredir a un hincha del Cristal Palace. Así era de agresivo cuando se metían con el exdelantero del Auxerre. Famosas también fueron sus faltas a contrarios. Sus expulsiones le sacaron más de una cana a Ferguson, pero luego se revindicaba haciendo lo otro que mejor sabía hacer: goles. 64 celebraciones en 143 cotejos es su marca antes de anunciar su retiro. Al igual que Ferguson y seguramente Giggs, dijo adiós al fútbol en Manchester United.

Roy Keane (1993-2005)

Es uno de los capitanes más recordados que pasaron por el estadio Old Tradford. A lo largo de su actividad profesional, su garra y temperamento hicieron del United un equipo sólido en el mediocampo. Quienes vieron jugar a Ferguson dicen que Keane fue su reencarnación en las canchas. En la actualidad es entrenador y se encuentra sin equipo.

David Beckham (1993-2003)

Si un día Beckham se convierte en entrenador, seguramente dirigirá el Manchester United. Fue uno de los intocables para Ferguson. De su época con el pelo largo y rubio se recuerda el partido de la final de la Liga de Campeones en 1999 frente al Bayern Munich. Sus centros milimétricos fueron fundamentales para coronarse campeón de Europa.

 

Jaap Stam (1998-2001)

De esta lista, Stam es el que menos tiempo estuvo bajo las órdenes del entrenador escocés. Durante cuatro años los que desafiaron al Manchester United se enfrentaron a 1.91 metros de estatura en la defensa. Pero a primera vista, este espigado holandés daba la impresión de ser lento. En sus mejores años, en el uno contra uno, fue un central rápido y, si la circunstancia lo ameritaba, su fortaleza se imponía. Físicamente fue un futbolista privilegiado. Del United se fue con una Copa FA, tres títulos de Premier League y una Liga de Campeones. 

 

Cristiano Ronaldo (2003-2009)

Ferguson lo sacó del anonimato. En el 2003 se lo llevó del Sporting de Lisboa para que mostrara sus condiciones en la Premier League. Al centro delantero no le quedó grande ser figura en un cuadro que ya tenía estrellas como Roy Keane, Paul Scholes y Ryan Giggs. Vistiendo la camiseta número 7 que dejó Beckham, Ronaldo obtuvo la Liga de Campeones, el trofeo más importante que ha levantado en su carrera. Aunque pertenece al Real Madrid desde mediados del 2009 (pagó por él 80 millones de libras esterlinas), los hinchas del United sueñan con su regreso.

Robin Van Persie (2012-presente)

Es considerado la última perla contratada por Ferguson. En agosto pasado el delantero holandés dejó el Arsenal para irse al Manchester United. Decidió tener el 20 en su camiseta porque la Premier que acaban de ganar es la veinteava en la historia del club. ¿Cambiará al número 21 la próxima temporada? Eso está por verse.

 

Ryan Giggs (1990-presente)

El 29 de noviembre cumplirá cuarenta años. Al igual que en Los diablos rojos, siempre ha defendido los colores de Gales, selección que a pesar de tenerlo en sus filas no ha podido estar en una Copa Mundial. Si durante veintiséis años estuvo un grande en el banquillo del Manchester United, durante trece ha estado esta leyenda en los estadios de Gran Bretaña. ¿En cuántas páginas del álbum del Manchester aparecerá la foto de Giggs? No se sabe, lo cierto es que van a sobrar imágenes para llenar tres décadas seguidas del club. Al igual que Ferguson antes de anunciar sorpresivamente su adiós, no ha dado espacio para especular con su retiro. Por su desempeño en la mitad del campo parece que le queda cuerda para rato.