El bosque encantado de Mercedes Salazar

Inspirada en los cuentos de hadas. Las princesas y el amor fueron los protagonistas de la nueva colección de joyería que creó la bogotana.
El bosque encantado de Mercedes Salazar

Es un bosque encantado donde las hadas marcan la pauta. Los árboles de bronce toman formas estampadas y los animales con corazones y piedras de colores son el toque final perfecto de aquel cuento donde la princesa se resguarda de la maldad en su castillo alto.

Bogotana, de 35 años, madre y con estudios de Técnico Artesano en México, Mercedes Salazar se dedica a la manipulación de distintos materiales para realizar piezas de joyería de la más alta calidad, pues es un trabajo hecho de corazón.

“Mercedes Salazar joyería pretende conectar a las mujeres con el universo mediante un lenguaje propio, el cual está lleno de tesoros que las ligan a su experiencia; ya sea porque creen en el poder que tienen o porque para ellas representa una historia de su vida. Siempre hay un mito alrededor” comenta la artista.

Cada una de las piezas procura ser un objeto cargado de un contenido simbólico que trascienda más allá de un accesorio que luzca bien. “La joyería tiene un sentido, uno no se pone algo por sentirse más bonito ese día o porque los aretes salen con determinadas prendas. Yo siento que lo que tú te amarras tiene que tener un sentido de protección. Que si tú usas una piedra es porque para ti significa algo importante. La joyería tiene una razón de ser en la vida de los seres humanos. Al final hay una historia muy fuerte detrás, es una mujer expresándose detrás de los objetos” agrega Salazar con emoción.

Su más reciente colección “El bosque encantado”, es el compendio de sueños y esperanzas de aquella niña interna que cree con fervor en los cuentos de finales felices. Un lugar donde El Príncipe Azul es el final ideal a una vida no tan perfecta. Piezas inspiradas en sus hijas, donde cada objeto de éste “bosque” fue hecho de bronce, piedras, entre otros materiales y pretende dar cuenta de la necesidad de esparcir el amor.

“Mi bosque encantado, es la reinterpretación de una colección que había hecho hace un par de años del mismo nombre. Es la invitación a recuperar los sueños de la infancia. Es saber que tienes una princesa dentro. Éste mundo está bombardeado por el tema estético, donde es difícil encontrar quién eres y más aun, hallar a esa princesa que se encuentra dentro”.

Con el resultado final se busca “invitar a la gente a observar que a través de esas piezas pueden lograr un grado de identidad con ellas. De ésta manera alcanzar un poco de ese poder de la infancia y sacar esa fuerza que se necesita para vivir; con los recuerdos de la niñez, con los colores, con los cuentos y con la magia” confiesa la artista al describir ésta colección como “la más fuerte que he realizado”.

Con exposiciones en la feria de Nueva York “Accesories Circuit en el Pier 94”, Mercedes Salazar joyería se proyecta como una de las casas de diseño de piezas más representativas con su estilo particular de trabajar los materiales. Los estampados se han convertido en su sello personal, permitiendo así su fácil reconocimiento.

Puntos de venta en Cartagena, Medellín, Bogotá y Barranquilla la posicionan como artista de más de 10 años en el campo. Sin embargo admite no tener planes a futuro, pues es un asunto que no desea responder en el momento; “camino seguro por un sendero largo y amoroso en un presente positivo. Lo que pasa ahora es lo que me preocupa, el mañana llegará después”.

Para mayor información: http://www.mercedessalazar.com

 

últimas noticias

Cajas de sorpresas

El rejuvenecimiento vaginal no es seguro