Gwyneth Paltrow, del cine a la música

Esta actriz estadounidense ahora quiere dedicarse a la música. Cantó en la serie de televisión Glee y en las ceremonias de los premios Óscar y Grammy. Y ahora los sellos discográficos le coquetean.
Gwyneth Paltrow, del cine a la música

Gwyneth Paltrow es conocida como la ganadora del Óscar a la mejor actriz en la película Shakespeare enamorado (1998), pero últimamente se dedica más a la música. El año pasado protagonizó la película Country Song, donde hizo el papel de una cantante de country alcohólica. Esto la motivó a meterse en el mundo musical, un mundo no muy extraño, pues su esposo, Chris Martin, es el cantante y líder del grupo británico Coldplay. Desde que la actriz recibió lecciones de canto para el papel, no es claro cuál es su verdadera pasión: la música o la actuación, dos profesiones del entretenimiento que no se parecen en nada pero que en Hollywood suelen coincidir.

Paltrow hizo su debut musical en la película Duets en el año 2000. Cantó la canción Cruisin con Huey Lewis, del género motown, escrita por Smokey Robinson; y Betty Davis eyes, de Kim Carnes, del género new wave. Diez años después, volvió a la música cantando Forget you, de Cee Lo Green, en la serie de televisión estadounidense Glee, canción que ganó este año el Grammy por mejor canción urbana/alternativa. Green y Paltrow interpretaron esta canción en la ceremonia de premios, él en el teclado vestido como para el carnaval de Barranquilla, y ella de tacones sentada sobre el piano. También se presentó en los Country Music Award’s cantando Country song, sencillo que le da el nombre a la película. Para completar, dice que sueña con grabar un disco con el rapero Jay-Z, con el que cantó cuando cumplía 34 años (hoy tiene 38).

No hay duda de que la rubia tiene la habilidad que se necesita para presentarse en los Grammys o en los Óscares, o para hacer un buen papel en una película muy musical, pero ahora parece que está en conversaciones con el sello discográfico Atlantic Records, lo cual ya es pensar en grande sobre la profesión. Eso sí: si quiere llegar a ser una artista exitosa, deberá enfocarse un poco más, pues hoy canta motown y new wave, urban y country, y sueña con grabar un disco con un rapero.

También debe concentrarse. A su profesión de actriz y de cantante, le ha añadido una página de internet de bienestar; hace poco hizo un documental para televisión sobre la comida española con el famoso chef Mario Batali, y este año editará su primer libro de recetas.

Puede ser que Paltrow produzca un disco de alta calidad, con buenas ventas por todo el mundo. Puede que Paltrow se convierta en el nuevo ícono de la música country, la nueva Dolly Parton. Pero también es posible que saque un disco, que venda algunos, que siga con el cine, que se vuelva autoridad de la gastronomía, que le dé por pintar, que venda algunos cuadros, y hasta de pronto que cante en el siguiente disco de Coldplay.

EN CÁMARA

Regresa Daredevil.

El superhéroe ciego de sentidos muy desarrollados regresará a la pantalla pero sin Ben Affleck. David Slade, director de Eclipse, lo resucitará con historia y actor nuevo: Robert Pattison, el vampiro de Twightlight.

Va por el segundo.

La actriz Drew Barrymore dirigirá su segundo filme: How to be single (Cómo ser soltera). La película tendrá sabor femenino y contará la historia de Julie Nelson, una antropóloga que viajará por el mundo buscando la respuesta al lío de ser soltera.

Contra Batman.

Joseph Gordon-Levitt será el enemigo de Batman en The dark knight rises, dirigida por Christopher Nolan. Allí será el hijo de Carmine Falcone, el mafioso que controlaba Ciudad Gótica en Batman inicia, el filme que recomenzó la saga del hombre murciélago.