El niño de la bicicleta se estrena en Colombia

Los hermanos Dardenne, directores, ya son leyenda en el Festival de Cannes. Se encuentran entre los pocos que han logrado obtener dos Palmas de Oro.
El niño de la bicicleta se estrena en Colombia

La primera en 1999 con Rosetta, la historia de una joven hija de una madre alcohólica, y la segunda en 2005 con El niño, el escalofriante relato de una joven pareja marginal que entra en conflicto cuando el hombre decide vender a su hijo en el mercado de adopciones ilegales.

Célebres documentalistas desde el inicio de sus carreras, los Dardenne han afianzado un estilo propio también en la ficción, con dramas sociales que reinciden en las relaciones familiares frustradas y en el vacío existencial derivado de las carencias afectivas. En este sentido, El niño de la bicicleta no es una excepción. La película narra la desilusión de un niño que busca desesperadamente el cariño de su padre, un hombre poco comprometido con su papel de progenitor que no hace sino rechazar una y otra vez a su hijo. En sus ansias por escapar del albergue en el que se encuentra recluido, el niño termina aferrándose a una mujer que ha conocido por casualidad en un puesto de salud. De ese encuentro fortuito nacerá la relación de dos soledades compartidas: la de él, que no atina a concebir el rechazo evidente de su padre, y la de ella, quien experimenta el florecimiento de un instinto maternal demasiado poderoso como para ignorarlo.

En su estreno cinematográfico, el niño Thomas Doret se faja una interpretación a la altura de las circunstancias, con una rebeldía y una obstinación realmente sinceras. Por su parte, Cécile de France, a quien vimos hace poco alternar con Matt Damon en la cinta de Clint Eastwood Más allá de la vida, responde a ese derroche con una perplejidad bastante natural.

Y en el fondo de esta maternidad improvisada, los Dardenne ofrecen un trozo de esperanza al abandono, en respuesta al individualismo con el que el hombre moderno insiste en evadir sus responsabilidades a cambio de una vida marchita. Con justa razón los directores belgas volvieron a ganar el aplauso en Cannes el año pasado, si bien no con la Palma de Oro a la mejor película, pero sí alzándose con el gran premio del jurado.BUENA

Dirección: Jean-Pierre Dardenne, Luc DardenneGuion: Jean-Pierre Dardenne, Luc DardenneReparto: Thomas Doret, Cécile de France, Jérémie Renier

MÁS PELÍCULAS EN CARTELERAVotos de amorEsta es la historia de un amor contado en dos tiempos: antes y después de un fatídico accidente automovilístico que sume en estado de amnesia selectiva a la protagonista (Rachel Adams). En un intento, que oscila entre la obstinación y lo cursi, su esposo Leo (Channning Tatum) hará hasta lo imposible por reescribir el pasado y conquistarla por segunda vez. Lo extraño es que una historia que dice basarse en la vida real, resulte tan predecible.

REGULARGordo, calvo y bajitoLa película es una arriesgada propuesta audiovisual donde los personajes son una mezcla de animación y realidad (los protagonistas son dibujos pero sus voces corresponden a actores reales). La historia cuenta las desgracias que padece Antonio Farfán, un hombre de 46 años que convierte sus características físicas en desventajas personales. Lastimosamente el tipo de animación no permite descubrir los gestos de los personajes lo que la hace monótona.

REGULAR