Jack Dorsey, el genio de Twitter

Desde que creó la red social en 2006, Jack Dorsey dejó de ser un simple ingeniero de sistemas para convertirse en un fenómeno de las comunicaciones. En tres años ha captado la atención de 25 millones de usuarios y es considerado el hombre más innovador y brillante del mundo de la tecnología.
Jack Dorsey, el genio de Twitter

Cansado de vivir en Nueva York, decidió irse a California, donde consiguió trabajo como despachador de correos y taxis desde la web. Al ver el volumen de clientes y la rapidez de respuesta que se lograba con el servicio de mensajería instantánea, decidió aprovechar su habilidad para los computadores y en menos de dos meses adaptó la tecnología a lo que él mismo denominó “comunicación en tiempo real”.

Fue así como en su afán por saber si el software del usuario en estado de salida se podría compartir entre amigos con facilidad, diseñó Twitter, una red social gracias a la cual, a través de mensajes de texto de 140 caracteres, es posible contactar a quien se quiera en tiempo real. Dos amigos lo acompañaron en su experimento: Biz Stone, reconocido ingeniero de sistemas, y Evan Williams, una de las mentes brillantes detrás de Google.

En un comienzo, Dorsey no imaginó que lo que había empezado como una vía de comunicación interna en la empresa, se convertiría en la herramienta preferida entre los internautas que tuvieron acceso desde agosto de 2006.

“Comunicarse con familiares, amigos e incluso gente que no tenía idea que existía se transformó en el plan preferido de adolescentes y adultos”, comentó Jack en una entrevista con el diario El País de España. Esta plataforma de socialización ya cuenta con 25 millones de usuarios, lo que llena de orgullo a Dorsey, quien se ha confesado un fanático del funcionamiento de las ciudades y las interconexiones informáticas que se crean entre ellas.

Entre sus metas está el convertir a Twitter en un servicio tan indispensable como la electricidad o el teléfono. La red demostró su eficacia real en marzo de 2008, cuando fue utilizada con éxito por los habitantes de Edmond (Oklahoma), para alertar de un tornado.

Entre los usuarios de Twitter figura el presidente estadounidense Barack Obama, quien contesta preguntas a través del sitio web de la Casa Blanca; y la familia real inglesa, que lo utiliza como portal de noticias para dar a conocer sus agendas. Más que un intercambio de mensajes, como algunos piensan, se trata de una red social que está cambiando la forma en que la gente se comunica.

Semejante logro ubica a Jack Dorsey entre los grandes genios de las comunicaciones, tanto así que la revista Business Week lo llamó “el hombre más brillante del mundo de la tecnología”, mientras que MIT’s Technology Review lo destacó como el innovador del año menor de 35. Sea cual sea el título, lo que es seguro es que este ingeniero de sistemas de 32 años le seguirá dando a la gente mucho de qué hablar y más para “textear”.

Temas relacionados