Jared Leto, el roquero que está a un paso de ganarse el Óscar

*Luego de verlo con 30 kilos más de peso en Chapter 27, y ahora como Rayon, un transexual con VIH en la película Dallas Buyers Club, Jared Leto ratificó que es uno de los actores más arriesgados y versátiles de Hollywood.*
Jared Leto, el roquero que está a un paso de ganarse el Óscar

Por: Liliana Escobar

 

Mirarse al espejo y aplicarse colorete resultó más intenso que someterse a varias sesiones de depilación con cera. Muchas mujeres dirían que es absurdo, y algunos hombres pensarían que se las está dando de macho, pero para Jared Leto tiene una explicación bastante lógica. El dolor físico del segundo pasa con las horas, mientras que aprender a verse como un hombre que quiere ser mujer implicó aprender a hablar diferente, reírse diferente y hasta respirar diferente.

Tuvo claro desde el principio que no iba a ridiculizar al personaje luciendo disfrazado. Él quería darle vida a Rayon de la manera más real y honesta posible. Para poder interpretar a este joven transexual con VIH, Jared se sometió a un cambio extremo. Tres semanas antes de que empezara el rodaje en noviembre de 2012, el actor básicamente dejó de comer hasta que logró bajar 20 kilogramos. Cambió sus jeans negros por vestidos y minifaldas, y desde que se levantaba hasta que terminaba la última escena del día, e incluso cuando no estaba filmando, andaba en tacones por todos lados. 

Photo by Anne Marie Fox © 2013 Focus Features 1 Foto: Anne Marie Fox

 

Era la única forma de poder hacer su trabajo. Desde que aceptó el papel, dejó de ser Jared Leto, el sexi y carismático actor y estrella de rock, para convertirse en un hombre que en medio del machismo y la discriminación, caminaba con la cabeza en alto por las calles de Texas en 1985, vestido de mujer. Esta dinámica de transformarse puede catalogarse como su sello personal. No es la primera vez que somete su cuerpo a cambios extremos. 

En el 2000, para interpretar a un adicto a la heroína en Réquiem por un sueño, Leto vivió dos meses en las calles de Nueva York al lado de drogadictos y bajó 28 kilos. Una vez terminada la filmación, se fue a Portugal a vivir en un monasterio hasta recuperar su peso. El caso opuesto lo experimentó siete años después cuando aceptó personificar a Mark David Chapman, el asesino de John Lennon, en la película Chapter 27. En esa oportunidad tuvo que subir 30 kilos. Fue tal su compromiso con el personaje, que al final del rodaje tenía que movilizarse en silla de ruedas debido a problemas de presión arterial. «Perder el exceso de peso que subí resultó ser todo un desafío, me tomó alrededor de un año volver a un estado en el que me sentí seminormal», comentó en una entrevista con el NY Daily News. 

 

MCDCHTW EC012 Mark David Chapman

Foto: Latinstock

Eso explicaría en parte por qué puso pausa a la actuación para dedicarse a su banda 30 Seconds To Mars, donde además de fundador es vocalista, guitarrista, bajista, pianista y compositor. Pasaron cinco años entre giras, grabaciones y conciertos. Estaba metido de lleno en la música. Tanto que se dio el lujo de rechazar la propuesta de Clint Eastwood de protagonizar Flags of our fathers. En varias ruedas de prensa en medio de la promoción de la banda, le preguntaron por su regreso a la actuación, a lo que él siempre contestaba «cuando llegue un personaje que pueda cambiar mi vida». 

Y llegó Rayon. Lo mejor es que no vino solo. Llegó con un Globo de Oro, un premio del Sindicato de Actores, un Critics Choice Award, un Hollywood Film Award y una nominación al Óscar como Mejor actor de reparto. Si suma este último a su lista de galardones, no es un secreto que estará en la mira de directores y productores para futuros proyectos, valorizando su carrera de actor; pero la verdad es que, con o sin estatuilla en sus manos, Jared Leto ratificó que es uno de los actores más versátiles y arriesgados del momento. 

 

 

últimas noticias

Los hábitos matutinos de la gente exitosa

Cajas de sorpresas