Los novios de las divas

Dicen que en el amor la edad es lo de menos y estas ocho famosas parejas están dispuestas a comprobarlo.  Las “maduras” más cotizadas quieren volver a sus 20.

Ashton Kutcher y Demi Moore. (31 y 47 años)

Aunque enloqueció a más de una adolescente con su personaje de playboy idiota en la serie de televisión That 70’s show, Ashton Kutcher no tiene ni un pelo de tonto. Este ingeniero químico decidió dejar de lado las borracheras y los pantalones holgados para convertirse en todo un hombre de familia al lado de Demi Moore, a quien conoció en mayo de 2003 en un pequeño restaurante de Nueva York. Muchos pensaron que se trataba de un simple juego e incluso tildaron su romance de ser una absurda propuesta indecente, ya que la protagonista de Striptease tiene tres hijos con el también actor Bruce Willis con quien estuvo casada 11 años. Pero esta nueva pareja dejó a más de uno callado al casarse el 27 de septiembre de 2005 en una pequeña ceremonia en Beverly Hills. Desde entonces se les ve felizmente juntos porque como ellos mismos dicen, los 16 años que se llevan son el secreto para una relación perfecta.

Halle Berry y Gabriel Aubry. (43 y 33 años)

Este canadiense que integra la lista de los modelos masculinos mejor pagados del mundo con 25.000 euros diarios, fue el encargado de devolverle a Halle Berry la esperanza en el amor tras dos matrimonios fallidos. Desde que se conocieron en una fiesta organizada por Donatella Versace en Nueva York a principios de 2006 no han podido separarse, y su relación es tan sólida que dos años después nació su hija Nahla, a quien se rumora ya le están buscando un hermanito. Aunque se ha dicho que este antiguo cocinero lo que quiere es casarse con la ganadora de un Oscar, ella no tiene entre sus antojos un anillo de compromiso. Lo que sí es seguro es que las numerosas admiradoras de este modelo imagen de Versace deben resignarse porque sin necesidad de título o ceremonia, Gabriel está oficialmente fuera del mercado.

Alan Wyse y Kim Catrall.  (28 y 51 años)

Para Kim Catrall, quien interpretó a la desinhibida Samantha en la serie Sex and the city, la vida detrás de cámaras no resultó tan diferente de la de su personaje, una atractiva relacionista que se enamora de un modelo mucho menor que ella. Aunque está lejos de las pasarelas, Alan Wyse, un reconocido chef canadiense, supo conquistar a la actriz a punta de regalos y llamadas. Fue tanta su perseverancia que ya llevan tres años juntos, y aunque al principio esta impactante rubia se sentía avergonzada de su relación, hoy no tiene problema en decirle a todo el mundo que después de tres matrimonios está más enamorada que nunca.

Jesús Luz y Madonna. (22 y 50 años)

Lo llaman el nuevo “juguete” de Madonna, ya que desde que posaron juntos para una edición especial de la revista W a principios de este año, se les ha visto en restaurantes, tiendas, discotecas y paseos. Según la revista Coure, Lourdes –la hija mayor de la cantante– le tiene como apodo “Jesús Canguro”. Es tanto lo que este joven modelo comparte con la reina del pop que ya pasó de ser católico a ser seguidor de la Kabbalah, corriente religiosa y espiritual a la que pertenece Madonna. Aunque ninguno de los dos se ha pronunciado oficialmente sobre esta relación, se sabe que Madonna le paga 1.000 dólares a la semana a un tutor privado para que Jesús aprenda a hablar perfectamente el inglés.

Kylie Minogue y Andrés Velencoso. (41 y 31 años)

Llevan siete meses juntos y ya este modelo español, famoso por sus campañas con Versace y Paco Rabbane, tiene completamente enamorada a la diva australiana. Tanto así que se ha visto a la despampanante rubia comprar varios DVD de cursos de español para cuando se vayan a vivir juntos a España. La pareja se conoció a finales del año pasado en una exclusiva fiesta en París y aprovecha cualquier momento libre para estar juntos, ir de compras, comer en restaurantes y pasear por Barcelona. Aunque es la primera relación que se le conoce a Kylie tras su ruptura con el actor Olivier Martínez, se dice que tienen planes de casarse, lo que a los padres de la cantante no les molesta en lo más mínimo porque aseguran que nunca habían visto a su hija tan contenta y con tantas ganas de vivir desde que se recuperó de cáncer de seno el año pasado.

Nick Cannon y Mariah Carey. (29 y 40 años)

Los 11 años que la diva del pop le lleva a Nick Cannon no preocupan tanto a la familia del joven rapero como el haberse enterado del matrimonio de ambos en las Bahamas días después por los periódicos. Aunque no han faltado rumores de que este californiano está utilizando a la ganadora de cinco premios Grammy para poder grabar un nuevo álbum, el anillo de compromiso de 2.5 millones de dólares que le regaló fue muestra de amor suficiente para esta neoyorquina que estuvo casada cinco años con el presidente de Columbia Records, Tommy Motola. Ya llevan un año de casados y aunque tener hijos no hace parte de los planes de la pareja, la familia de la cantante asegura que nunca habían visto a Mariah tan feliz.

Eva Longoria y Tony Parker. (34 y 27 años)

Cuando confesó que estaba enamorada de Tony Parker, siete años menor que ella, la prensa estadounidense no demoró en tildarla de desesperada. Muchos aseguraban que la vecina más sexy de Wisteria Lane había encontrado en uno de los mejores armadores de la NBA la salida más rápida a la soltería. Sin embargo este mulato de origen francés no demoró en enamorar a la actriz después de conocerla tras bastidores en uno de sus partidos con los San Antonio Spurs en 2005. Desde entonces la ha tratado como una princesa, por lo que no sorprendió que su matrimonio se llevara a cabo en la iglesia de Saint-Germain-l’Auxerrois –conocida como la capilla de los reyes de Francia– el 7 de julio de 2007. Ahora, tras celebrar su segundo aniversario en Saint Tropez, la pareja ha anunciado su interés de alejarse un poco de los paparazis y mudarse a Francia, donde Tony es considerado como uno de los mejores deportistas nacionales gracias a su puesto como capitán de la selección de baloncesto.

Chase Dreyfous 00y Sharon Stone. (25 y 51 años)

Aunque la protagonista de Bajos instintos acaba de perder la custodia de su hijo mayor, su nuevo amor, Chase Dreyfous –a quien conoció en Toronto a finales del año pasado en una fiesta del diseñador Christian Audigier– ha sabido mantenerla distraída y contenta. Tanto así que este joven, con fama de rumbero y seductor, cambió las fiestas por paseos familiares con la actriz y sus dos hijos pequeños por las calles de Beverly Hills, donde se les ve muy enamorados. Al parecer, después de tres matrimonios fallidos, la seductora rubia encontró a su alma gemela, un hombre que al ser 26 años menor que ella supo devolverle la pasión a su vida.

Temas relacionados

 

últimas noticias

Opciones para ser expertos en cocina

Beneficios de la vela de soya

El chile: el rey de la comida mexicana

El arte de desmaquillar

Mochilas hechas a mano