Cuide el sueño

Desde sobrepeso y depresión hasta enfermedades cardiovasculares y degenerativas, han sido relacionadas con los trastornos del sueño.
Cuide el sueño

Y ahora también se sabe que la falta de sueño es acumulativa y no es fácil de cubrir. Un estudio publicado en la revista Sleep define que no dormir bien durante varios días consecutivos, va generando una ‘deuda de sueño’ con el organismo. Si bien ya se suponía que esta condición era acumulativa, no se había demostrado con anterioridad, al menos de esta manera.

Los autores del estudio demuestran los efectos de la carencia de sueño en las neuronas del cerebro y cómo estos no se recuperan tras solo una noche de dormir bien. Así las cosas, es necesario mantener un ritmo de vigilia-sueño adecuado y constante, para garantizar un óptimo desempeño físico y mental a todas las edades.  

Más noticias de salud 

Antinflamatorios

Sobre los antiinflamatorios Un nuevo estudio parece despejar dudas sobre la terapia con antiinflamatorios. El análisis, que incluyó más de 5.000 pacientes, buscó cuáles son los verdaderos riesgos gastrointestinales de utilizar celecoxib (celebrex®). El celecoxib controla la inflamación inhibiendo la ciclooxigenasa 2 –una enzima que interviene activamente en el proceso inflamatorio– sin afectar la mucosa gástrica. Este fue comparado con diclofenaco, el cual, como el resto de antiinflamatorios, aumenta el riesgo de sangrado gástrico, por lo que con frecuencia es necesario adicionar un protector del estómago, como el omeprazol.

Al final del estudio, los científicos lograron demostrar que los dos métodos producen una respuesta terapéutica similar. Sin embargo, las personas que tomaron celecoxib presentaron menos complicaciones gastrointestinales que los del grupo de control, que tomaron diclofenaco y omeprazol.

Gripa a h1n1 pone en duda la credibilidad de la OMS

El resultado de las investigaciones sobre el caso de la influenza A H1N1 deja mucho que desear del manejo que la OMS le dio a la situación. Además de poner en duda la credibilidad de la Organización, ahora también obliga a cuestionar la seriedad de su directora, Margaret Chan, por tratar de lavarse las manos al imputarle la responsabilidad a terceras personas. Según parece, cinco de los 15 miembros del comité de expertos de la OMS habían mantenido alguna relación con la industria farmacéutica, aunque se insiste en que éstos se encuentran libres de todo “conflicto de interés”. Aún así, resulta inaceptable ahora que la directora de la agencia de salud más importante del mundo, no acepte la responsabilidad de sus decisiones.

Y peor, cuando gracias a ella cientos de miles de millones de dólares fueron invertidos en la fabricación de medicamentos no necesarios y en el desarrollo apresurado de una vacuna de poca utilidad. La OMS, por decisiones de la doctora Chan, generó una alarma innecesaria que llevó al caos a diferentes regiones del planeta, afectó la economía y la movilidad de todos los países y, como si fuera poco, colegios, escuelas y universidades cerraron sus puertas, miles de eventos públicos cancelaron sus presentaciones, los gobiernos reajustaron sus presupuestos y la industria farmacéutica llenó sus arcas con millonarias sumas de dinero. De la famosa epidemia solo quedó el amarillismo y el ansia de los medios de comunicación y el enriquecimiento de unos pocos. Mientras tanto, millones de niños murieron por desnutrición y otras enfermedades prevenibles, al tiempo que el cáncer, la tuberculosis y el VIH aumentaron fuertemente su impacto en la sociedad.

Temas relacionados