Los beneficios de la risa

Reírse no sólo es un placer sino uno de los métodos más baratos y efectivos para prevenir enfermedades físicas y emocionales. ¡A reír!

Clara Ivonne González, sicóloga Universidad de los Andes y formadora PRH y Luz Adriana Neira, directora Fundación Doctora Clown, nos comparten algunas de las razones por las que vale la pena reir. 

1. Distensiónate y distensiona. Un comentario sencillo y simpático al prójimo nos dispone creativa y positivamente ante actividades complejas, que implican un alto compromiso mental y físico.

2. Sentimientos positivos. Busca relacionarte con personas que despierten sentimientos positivos, que dibujen en tu rostro una sonrisa que sea el reflejo espontáneo de tu felicidad interior.

3. Un ejercicio para el rostro. Cuando uno ríe, se mueven al menos 17 músculos de los ojos, la boca y la nariz. En total, son más de 300 músculos los que se ejercitan en todo el cuerpo. Esto fortalece el sistema inmunológico, activa el centro emocional e incrementa la producción de serotonina y endorfinas, sustancias que regulan el umbral del estrés.

4. Fortalece el sistema inmunológico. Alguien que sonríe involucra el organismo y el alma. También aumenta la inmoglobulina salival y libera lipoproteínas en la sangre, por lo cual relaja el sistema muscular.

5. Ríete con los demás, no de ellos. Hay que saber reírse para expresar sentimientos de alegría, comunicación y convergencia de una manera que corresponda con la situación. Ríete de manera natural, sana, que salga desde corazón, y aún mejor, ¡desde el vientre!

6. Libera la presión. La risa funciona como un liberador natural de tensiones físicas, psicológicas y sociales. Además, previene enfermedades tanto mentales como físicas. Con sólo la mueca de la risa, una persona enciende el médico que hay en su interior. Quien sonríe tiene incluso una mayor longevidad.

7. Reír es un alivio. La risa puede ser un gran paliativo en enfermedades terminales porque abre un espacio de juego y risa entre el dolor y la enfermedad. Hace que la persona cambie su percepción de la enfermedad y del momento que está viviendo.

8. La risa rejuvenece. Una carcajada es un “botox natural”, por su efecto tonificante. Hazlo a menudo. No importa si la risa es simulada u orgánica. Los estudios demuestran que el efecto de bienestar es el mismo y aun si se inicia fingida, las personas que están alrededor se terminan riendo.

 

 

Foto: iStock.

 

últimas noticias

Los hábitos matutinos de la gente exitosa

Beneficios de la vela de soya