Cae el récord en 10 mil metros marcha

El español Paquillo Fernández, la más firme esperanza española de conseguir una medalla olímpica de atletismo en Pekín, se despidió del territorio español con la mejor marca mundial de todos los tiempos (37:53.09), que rebaja en cinco segundos la del italiano Ivano Brugnetti, su verdugo en los Juegos de Atenas 2004.

La plusmarca anterior de esta prueba no incluida en el programa oficial del atletismo estaba en poder de Brugnetti con un registro manual de 37:58.6.

Era la segunda vez que se disputaba un título de marcha sobre esta distancia en pista, y nadie más que Paquillo ha conocido hasta ahora la victoria.

Paquillo; recién llegado de una concentración de altura en Font Romeu (Francia), tenía prisa por sentenciar la prueba y se fue por delante ya en la primera de las 25 vueltas a la pista. Juanma Molina no se aventuró a seguirlo, permaneció en tierra de nadie, y el tercer olímpico, Benjamín Sánchez, lo hizo todavía más atrás.

Su marcha en solitario le llevó a doblar varias veces a casi todos sus rivales y el aliento del público le animó a buscar el nuevo récord, que le concede una nueva dosis de moral antes de viajar a Japón, donde efectuará su última etapa de preparación para los Juegos de Pekín.