Marc Coma y Nasser Al-Attiyah, los reyes del Dakar 2015

Por su parte los colombianos Juan Sebastián Toro en motos, Juan Manuel Linares en carros y Christian Cajicá Pinto en quads, culminaron la carrera.

AFP

El piloto de motos español Marc Coma y en coches el catarí Nasser Al-Attiyah fueron los ganadores de la séptima edición sudamericana del Dakar, que concluyó este sábado con una última etapa suspendida por lluvia.

Luego de la llegada en la última especial, la caravana del Dakar brindó su última función en Tecnópolis, la ciudad de las Ciencias de Buenos Aires, donde los pilotos recibieron la última ovación del público argentino, que marcó el epílogo de esta 36ª edición de la carrera más exigente del mundo.

El piloto catalán logró su quinto título en dos ruedas y, de esta manera, alcanzó la línea del francés Cyril Despres y quedó a uno del máximo vencedor en motos, el también galo Stephane Peterhansel. "Estoy orgulloso de ir sobreviviendo a las distintas épocas. No esperaba conseguir algo así en mi carrera deportiva. Creo que todavía no soy consciente de lo que he logrado. Ahora, a disfrutar con el equipo. Me siento muy querido aquí en Buenos Aires", enfatizó Coma, el ganador de las ediciones de 2006, 2009, 2011, 2014 y 2015.

Esta última especial, de apenas 174 kilómetros, fue interrumpida en el kilómetro 101 por lluvia tras la salida desde Rosario, donde Coma fue quinto. El podio de la clasificación general, detrás del ganador español, lo completaron el portugués Paulo Gonçalves (Honda) y el australiano Toby Price (KTM).

El ganador de la etapa fue el eslovaco Ivan Jakes (KTM), mientras que su compatriota Stefan Svitko (KTM) fue segundo y tercero fue el australiano Toby Price.

El chileno Pablo Quintanilla (Honda) fue el mejor sudamericano de la clasificación general en la cuarta posición, mientras que la española Laia Sanz (Honda) fue novena, tras perder hoy una posición con el eslovaco Ivan Jakes.

Entre los coches, el piloto catarí Nasser Al-Attiyah (Mini) ganó su segunda corona en el Dakar, un título que había logrado hace cuatro años. El príncipe catarí resultó primero de la clasificación general tras suspenderse por lluvia la última etapa que arribó a Baradero en el kilómetro 34.

"Ahora quiero descansar, pero sin dudas hay Nasser para rato en el Dakar porque me siento en un gran momento", dijo el vencedor de la prueba tanto en la llegada de la especial como en Tecnópolis de Buenos Aires, donde se realizó el podio final de festejo. El podio de la clasificación general lo completaron el sudafricano Giniel de Villiers (Toyota) y el polaco Krzysztof Holowczyc (Mini).

El triunfo de la última especial reducida fue para el estadounidense Robby Gordon (Gordini), mientras que el sudafricano Leeroy Poulter (Toyota) lo escoltó a 31 segundos y tercero finalizó el argentino Emiliano Spataro a 34. El mejor latinoamericano fue el chileno Boris Garafulic (Mini) en la duodécima posición, mientras que el argentino Orlando Terranova (Mini), ganador de cuatro etapas, terminó decimoctavo, y marcó el rumbo del equipo que sufrió el abandono del español Nani Roma en la undécima etapa.

La marca francesa Peugeot en su regreso al Dakar luego de 25 años de ausencia, tras el temprano abandono del español Carlos Sainz ubicó undécimo al galo Stephane Peterhansel y en el puesto 34 al rey de las motos devenido en piloto de cuatro ruedas, Cyril Despres.

Entre los quads, el polaco Rafal Sonik (Yamaha) logró su primer título en el Dakar en su séptima participación al finalizar séptimo en la última etapa.

Tras haber sido una vez segundo (2014) y dos veces tercero (2009 y 2013), Sonik logra el primer puesto.

Esta última especial, de apenas 174 kilómetros, fue interrumpida en el kilómetro 101 por lluvias tras la partida desde Rosario, con triunfo del sudafricano Willem Saaijman (Yamaha).

El podio de la clasificación general, detrás del vencedor polaco, lo completaron el argentino Jeremías González Ferioli (Yamaha) y el boliviano Walter Nosiglia (Honda).

El argentino se transformó en el piloto más joven en subir a un podio con apenas 19 años, mientras que Nosiglia hace historia al ser el primer boliviano que ingresa entre los tres mejores de cualquier categoría.

Entre los camiones la escudería rusa Kamaz ratificó su supremacía en el Dakar al copar el podio, con Airat Mardeev como vencedor de la prueba que acabó en Baradero.

Los también rusos Eduard Nikolaev y Andrey Karginov completaron el podio de la clasificación final. El holandés Hans Stacey (Iveco) logró su tercera victoria consecutiva en la etapa, mientras que el ganador de la general fue tercero. La clave del triunfo de Mardeev, que se adjudicó sólo dos victorias de especial, fue su impresionante regularidad a la hora de figurar en los primeros puestos de cada etapa.

Temas relacionados