Luis Felipe Urueta se quedó a un paso del título del béisbol dominicano

Tigres del Licey, novena que dirige el manager colombiano, cayó en siete partidos en la final del béisbol de ese país frente a Águilas Cibaeñas.

Luis Felipe Urueta, manager de los Tigres del Licey.

Un elevado de Julio Borbón a las manos Ronny Rodríguez, segunda base de Águilas Cibaeñas acabó con la temporada invernal en República Dominicana de los Tigres del Licey, novena que dirige el colombiano Luis Felipe Urueta. El anhelo del colombiano de convertirse en campeón se quedó en la manilla del dominicano, quien tras atrapar la pelota salió dando saltos como un niño y se fue a abrazar con sus compañeros. Fue el primer título de Águilas en 10 años, que para sus fanáticos parecieron una eternidad. El Licey perdió 11-5 en el séptimo juego y definitivo de la serie final de una de las ligas más importantes del béisbol invernal.

Pero el partido, que se selló con la atrapada en segunda de Rodríguez, se volvió cuesta arriba para Tigres desde mucho antes. La parte alta de la novena entrada fue de pesadilla para los dirigidos por Urueta. Cuatro carreras permitidas acabaron con el aliento del Licey, que comenzó perdiendo 5-0 y se acercó a dos carreras (6-4), pero los errores y la mala ubicación de los lanzamientos fueron aprovechados por Águilas, que se fueron arriba 11-4 y acabaron con el sueño de Urueta de convertirse campeón en su primera temporada como manager en el béisbol dominicano.

República Dominicana fue el último país en definir su equipo a la Serie del Caribe, pues la final se vio accidentada por las lluvias que obligaron a posponer al menos dos partidos. Se enfrentará a Cuba, representado por el Granma; Puerto Rico (Criollos de Caguas); Venezuela, Caribes de Anzoátegui, y México, país anfitrión, con los Tomateros de Cualicán. El equipo dominicano parte este jueves junto al de Puerto Rico en un vuelo chárter hacia México. El primer será frente a Venezuela.

Ese fue el punto final de una campaña llena de altas y bajas para el colombiano, quien fue duramente criticado por algunos fanáticos y un sector de la prensa. Sin embargo, Urueta nunca le prestó atención a las palabras dirigidas en su contra, siempre confió en su cuerpo técnico y en sus jugadores. “Nunca se perdió la confianza en los muchachos. Ellos son los que juegan, los que deben responder dentro del campo”, dijo en una entrevista concedida a El Espectador el manager antes de iniciar la serie final. A pesar, de que las cosas no salieron como lo esperaba, fue una temporada que le dejó al barranquillero más cosas buenas que malas, “Mi carrera profesional se beneficia de esto, una experiencia que voy a poder poner en práctica, que me fortalece como hombre de béisbol y como persona”, añadió.