¡A las puertas de la temporada de Grandes Ligas 2015!

Las 30 novenas de las Grandes Ligas empiezan a prepararse para afrontar la nueva campaña que empezará el 5 de abril venidero, abriendo sus campos de entrenamientos en Arizona y la Florida.

Orioles de Baltimore celebran una victoria en postemporada. Foto: AFP

A pocas horas de que los campos de entrenamientos de los 30 equipos de las Grandes Ligas abran oficialmente sus puertas, los campeones de la Serie Mundial, los flamantes Gigantes de San Francisco, no cuentan con el favoritismo para repetir con la corona a disputarse este año 2015, sin que nadie pueda asegurar, en estos momentos, el por qué no tiene a su favor todos los pronósticos.

Pero la verdad verdadera, es que durante el receso invernal del Béisbol Organizado, se han producido muchos cambios en las nóminas de las novenas, hay proyecciones valiosas en los clubes tanto de la Liga Nacional como de la Liga Americana, para capturar el codiciado título de la Cita de Otoño, y por supuesto, pocos son los que en estos casos, se pueden dar el lujo de sentenciar, sin siquiera haber concluido la ronda primaveral de los entrenamientos, el gran favorito para ganar la temporada.

Después de todo, novenas como los Nacionales de Washington, los Marlins de Miami, los Cachorros de Chicago, y los Padres de San Diego, en la Liga Nacional; así como los Medias Rojas de Boston, los Marineros de Seattle, los Azulejos de Toronto, los Medias Blancas de Chicago y los Astros de Houston, en la Liga Americana, han añadido nuevas piezas a sus motores, para aspirar, seria y deportivamente, a que muchas cosas pueden cambiar en los dos circuitos para la nueva campaña.
Los Cardenales de San Luis abren la competencia con el choque inaugural ante los Cachorros de Chicago, el domingo 5 de abril en horario nocturno, en el Wrigley Field, de la Ciudad de los Vientos, y será el primero de los 2.430 partidos que desarrollarán en la temporada. Y el último desafío, correrá a cargo de los Astros de Houston jugando en Arizona frente a los Cascabeles, entrada la tarde del 4 de octubre venidero.

Detalles del 2014

Excluyendo la sensacional Serie Mundial entre los Gigantes de San Francisco, campeones de la Liga Nacional y, a la postre, ganador del trofeo que por tercera ocasión alcanza en este nuevo siglo, y los Reales de Kansas City, los triunfadores en la Liga Americana, hay detalles sobresalientes en la campaña del 2014, que quizás para muchos haya pasado inadvertidamente.

Por ejemplo, los Gigantes no eran los favoritos para imponerse en el Viejo Circuito, eran los Dodgers de Los Ángeles. Y ni qué decir que eran los Orioles de Baltimore los que tenían a su favor los pronósticos para conquistar el título de la Liga Americana, en donde finalmente, los Reales fueron los vencedores.
Los numeritos, que ya son historia, indican que la mejor novena de la pasada campaña fue los Angelinos de California, con 98 ganados y 64 perdidos, de la Americana; y la peor, los Cascabeles de Arizona, de la Nacional, con 64 triunfos y 98 derrotas.

El ‘’bambinazo’’ más largo de la temporada, fue conectado por Mike Trout, de los Angelinos, con un tablazo de circuito completo de 489 pies, un poco más de 160 metros de distancia desde el plato, frente al lanzador zurdo Jason Vargas, de los Reales, el 27 de junio, en el ‘’Kaufman Stadium’’, de Kansas.

Emperó, el mejor promedio en este departamento, fue de Matt Holiday, de los Cardenales de San Luis, quien con sus 20 estacazos de vuelta completa, tuvo promedio de 418.3 pies, algo así como 137 metros y algo más, por cada cuadrangular; pero el jonronero del año fue el dominicano Nelson Cruz, de los Orioles, con 40 ‘’bambinazos’’ conectados.

Otras estadísticas

Los 211 cuadrangulares de los Orioles de Baltimore, encabezó la tabla de posiciones en esa materia, y los Reales fue la novena con menos cuadrangulares, con apenas 95. Por cierto, en el ‘’Yankee Stadium’’ de los afamados Yanquis, tuvo el promedio más alto en cuadrangulares en el año, con 1.47 por juego, en los 81 partidos jugados en el parque del Bronx.

El equipo con mejor ofensiva fue los Tigres de Detroit, con 1.557 indiscutibles en 5.630 turnos al bate, para promedio de 277 y la última casilla en esa tabla, la ocupó los Padres de San Diego, con 1.199 inatrapables en 5.294 veces al bate, para ofensiva de apenas 226.

Los Nacionales de Washington alcanzaron el primer lugar con su cuerpo de lanzadores en carreras limpias permitidas, con guarismo de 3.03 por juego, producto de 495 anotaciones sin errores en 1.470 episodios trabajados, y la última posición fue para los Rockies de Colorado, con 4.84 de efectividad, con 770 carreras limpias aceptadas en 1.431 actos laborados.

La mejor defensiva la ofreció el equipo de los Rojos de Cincinnati, con 988 de promedio, al cometer apenas 72 errores, en un gran total de 5.998 lances, con 4.338 outs fabricados y 2.588 asistencias efectuadas, y el último lugar en esta tabla, fue para los Indios de Cleveland, con 116 errores en 6.120 lances, en 4.405 outs logrados y 1.599 asistencias realizadas.

Trofeos a peloteros

La temporada del 2014 ya entregó los trofeos a los jugadores que ganaron los bates de plata, como el mejor pelotero en su posición a la ofensiva, y los guantes de oro, a cada uno de los mejores en su posición defensiva, en cada una de las ligas.

El pelotero Más Valioso de la Liga Nacional, fue el lanzador zurdo de los Dodgers, Clayton Kershaw, y el Más Valioso de la Americana, fue el guardabosques de los Angelinos, Mike Trout

El derecho de los Indios, Corey Kluber, cargó con los honores del premio Cy Young de la Liga Americana, y en la Nacional, el trofeo se lo llevó una vez más, el zurdo Clayton Kershaw, de los Dodgers.

Jacob DeGrom, lanzador de los Mets, se acreditó el trofeo del Novato del Año en la Liga Nacional, mientras que en la Americana la distinción fue para el primera base cubano de los Medias Blancas, José Abreu.

Nelson Cruz, dominicano de los Orioles, cargó con el trofeo jonronero del año, con sus 40 vueltas de circuito completo en la Liga Americana, mientras que en la Nacional ese título lo conquistó Giancarlo Stanton, de los Marlins, con 37 ‘’vuelacercas’’.

El mejor bateador de la Americana fue el venezolano y segunda base de los Astros, Jose Altuve, con promedio ofensivo de 341, y en la Nacional fue Justin Morneau, primera base de los Rockies, con 319.

El líder impulsador de carreras en la Nacional, fue el mexicano Adrián González, primera base de los Dodgers, con 116 fletadas, y en la Americana la distinción fue para Mike Trout, de los Angelinos, con 111 carreras empujadas.

En la Nacional, los Guantes de Oro fueron para Yadier Molina, receptor de los Cardenales; Adrián González, primera base de los Dodgers; D.J. Le Mathieu, segunda base de los Rockies; Nolan Arenado, tercera base de los Rockies; Andrelton Simmons, torpedero de los Bravos; Christian Lelich, jardinero izquierdo de los Marlins; Juan Lagares, jardinero central de los Mets; Jason Heyward, jardinero derecho de los Bravos, y Zack Greinke, lanzador derecho de los Dodgers.

Los Bates de Plata por su excelente ofensiva en cada posición del Viejo Circuito, fueron otorgados a Buster Posey, receptor de los Gigantes; Adrián González, primera base de los Dodgers, Neil Walker, segunda base de los Piratas; Anthony Rendón, tercera base de los Nacionales; Ian Desmond, paracortos de los Nacionales; Justin Upton, jardinero izquierdo de los Bravos; Andrew McCutchen, jardinero central de los Piratas, y Giancarlo Stanton, jardinero derecho de los Marlins.

En la Americana, los Guantes de Oro fueron para Salvador Pérez, receptor de los Reales; Eric Hosmer, primera base de los Reales; Dustin Pedroia, segunda base de los Medias Rojas; a Kyle Seagel, tercera base de los Marineros; J.J. Hardy, torpedero de los Orioles; Alex Gordon, en jardinero izquierdo de los Reales; Adan Jones, el guardabosques central de los Orioles; Nick Markakis, el jardinero derecho de los Orioles y el serpentinero Dallas Keucher, de los Astros.

Los Bates de Plata fueron conquistados por Yan Gomes, receptor brasileño de los Indios de Cleveland; José Abreu, primera base de los Medias Blancas; José Altuve, segunda base de los Astros; Adrián Beltré, antesalista de los Vigilantes; Alexei Ramírez, el paracortos de los Medias Blancas; Jose Bautista, el guardabosques izquierdo de los Azulejos; Michael Brantley, jardinero central de los Indios; Mike Trout, jardinero derecho de los Angelinos y el bateador designado de los Tigres de Detroit, Víctor Martínez.

El trofeo del estratega del año en la Nacional, fue para el piloto de los Nacionales, Matts Williams, mientras que el de la Liga Americana se lo otorgaron al capataz de los Orioles, Buck Showalter.

A entrenamientos

Este 19 de febrero, se abren oficialmente las puertas de todos los campos de entrenamientos, con el arribo de los lanzadores y los receptores de las novenas, mientras que los guardabases y jardineros lo deben hacer desde el 24 de febrero, en los campos situados en Arizona y en la Florida.

Sin embargo, la mayoría de los peloteros de las Grandes Ligas empiezan su acondicionamiento físico por lo regular desde la última semana de noviembre, cuando no están participando en los torneos invernales del Caribe, como República Dominicana, Puerto Rico, México y Venezuela.

Y trabajan a fondo desde la primera semana de enero, para llegar en las mejores condiciones posibles a las sesiones de entrenamientos, en donde deben exhibir todo su potencial, para mantenerse en la nómina de la Gran Carpa de su respectiva divisa.

Juegos de exhibición

El primer partido de los juegos de exhibición, será el 3 de marzo, y a partir de esa fecha, hasta el 2 de abril, se desarrollan los partidos tanto de la Liga Toronja, en la Florida; como la de la Liga Cactus, en Arizona.

En la Liga Cactus de Arizona, intervienen las novenas de los Reales, los Vigilantes, los Marineros, los Padres, los Medias Blancas, los Dodgers, los Cerveceros, los Rojos, los Indios, los Cascabeles, los Rockies, los Gigantes, los Atléticos, los Angelinos y los Cachorros.

En la Liga Toronja, juegan los Astros, los Azulejos, los Bravos, los Cardenales, los Marlins, los Mets, los Nacionales, los Orioles, los Filis, los Piratas, los Rayas, los Medias Rojas, los Tigres, los Mellizos y los Yanquis.

Se calcula que anualmente llegan a los campos de entrenamientos unos 2.000 jugadores de los 30 equipos, pero de ese número de participantes, apenas quedan 750 peloteros, que son los que integran la plantilla de 25 en cada una de las novena.

Por ahora digamos que empieza la diversión de la pelota organizada pero que a más de un mes de que comience la temporada, la fiesta del juego será a partir del 5 de abril.

Temas relacionados
últimas noticias

¿Y qué se hicieron los estafadores de bases?

¡Una mirada a los novatos en las Grandes Ligas!