"El joropo es la altanería del llanero": Cholo Valderrama

hace 0 sec

"Quisiera ganarme una etapa"

El vallecaucano Leonardo Duque será el único colombiano en la ronda ibérica.

El luxemburgués Andy Schleck, el kazajo Alexander Vinokourov, los españoles Alejandro Valverde y Samuel Sánchez, el italiano Iván Basso y el australiano Cadel Evans son los principales candidatos al título de la versión 64 de la Vuelta a España, que comienza hoy con un prólogo de 4,8 kilómetros en Assen, Holanda.

El único colombiano que participará en la ronda ibérica será el vallecaucano Leonardo Duque, del equipo Cofidis, quien lucirá el dorsal número 74 y será gregario del francés David Moncutie.

“Tenemos la ilusión de ser protagonistas de la carrera. Tal vez no tenemos tantas aspiraciones en la clasificación general, pero sí podemos buscar un par de triunfos parciales. Yo, por ejemplo, quisiera ganarme una etapa, aunque sé que es difícil por el nivel de los embaladores que están en la competencia”, señaló Duque, de 29 años, quien se adjudicó la etapa 16 en la versión 2007 de la prueba.

“Ya he participado en la Vuelta y sé cómo afrontarla. Tiene un recorrido muy duro, sobre todo porque a estas alturas del año uno ya siente el cansancio de tantos kilómetros transitados, pero es una prueba que me ilusiona mucho y en la que tengo un poco más de carta libre para hacer mi juego”, explicó el colombiano, primero en la llegada a Puertollano, hace dos años. “La recuerdo bien, superé a un ruso en el sprint, fue una inmensa alegría”, dice.

En la Vuelta estarán 198 pedalistas de 22 equipos, que disputarán las 21 etapas en las que están divididos los 3.292 kilómetros, con tres fracciones a cronómetro.

El gran ausente en una de las tres carreras por etapas más importantes del calendario, al lado del Tour de Francia y el Giro de Italia, será el español Alberto Contador, quien no defenderá el título que ganó el año pasado.

Valverde, con todo a su favor

El español Alejandro Valverde, de 29 años y cargado en su palmarés de grandes triunfos en clásicas de un día y pequeñas vueltas, se presenta con el cartel de gran favorito según su trayectoria en la prueba y sus recientes éxitos, pues ha ocupado todos los puestos del podio de la Vuelta menos el primer escalón, y este año, tras su exclusión del Tour por la sanción del Comité Olímpico Italiano por presunta implicación en la ‘Operación Puerto’, puede ser su gran oportunidad para demostrar que también es un corredor de carreras largas.

La primera semana transcurrirá tres días por Holanda y uno por Bélgica, con llegada en Lieja, que se convertirá en la única ciudad que acoja etapas en Tour, Giro y Vuelta, lo que ratifica su genuino sabor ciclístico, con aroma de clásicas, pues allí la bicicleta es uno de los instrumentos más comunes en la vida cotidiana. Sencillamente, el principal medio de transporte.

Tras el paseo europeo, el pelotón se trasladará por vía aérea el 1 de septiembre a Tarragona, para la primera jornada de descanso e iniciar su periplo por territorio ibérico.

La tercera semana rodará en sus últimos días por la Meseta Central, con etapas que podrían prestarse a las emboscadas, y con una contrarreloj el penúltimo día en Toledo, de 26 kilómetros, que podría aclarar el podio final, si es que aún llega con vida a esas alturas, pues antes habrá cinco llegadas en montaña.

“Yo sé que en los embalajes el gran favorito es el belga Tom Boonen, pero tengo la ilusión de darle la pelea y seguir defendiendo el honor del ciclismo colombiano, que en España es muy respetado. Lástima que no haya un par de compatriotas más en la prueba”, finalizó Duque, quien en los últimos años se ha consolidado como uno de los pedalistas más veloces en las llegadas masivas.

La Vuelta finalizará en Madrid, el próximo 20 de septiembre y ojalá que el nombre de Colombia quede inscrito en el cuadro de honor de la prueba que en 1987 ganó Luis Alberto Herrera.