Bradley Wiggins no apareció para una prueba de dopaje tres meses antes de Río

El diario británico Daily Mail continúa su investigación sobre el pedalista y reveló que falló una localización antes de los Juegos Olímpicos.

Bradley Wiggins ganador del Tour de Francia 2012. Foto: EFE

Bradley Wiggins está en el centro del huracán en Inglaterra. El Daily Mail continúa revelando detalles de la investigación que lleva a cabo la Agencia Británica Antidopaje sobre el comportamiento del pedalista británico en relación a la legislación antidopaje y ha denunciado que falló en una localización tres meses antes de coronarse con el equipo británico de persecución en los Juegos Olímpicos que se llevaron a cabo Río de Janeiro. Wiggins no puede ser sancionado por ello, ya que el reglamento antidopaje solamente prevé sanción si un deportista no cumple con la obligación de estar localizado en tres ocasiones en un periodo de 12 meses.

En mayo, el quíntuple campeón olímpico falló su localización y justificó su falta diciendo que hubo una confusión y que ese día volvía del Tour de California. Precisamente su vuelo nocturno coincidió con la localización. Los oficiales de control al dopaje pusieron un asterisco en su nombre considerando que no dio información suficiente sobre su paradero. Wiggins culpó el desfase horario entre América y Europa. El Daily Mail añade que es la tercera vez que el ganador del Tour de Francia 2012 no cumple con la localización, pero que las dos anteriores fueron "entre 2005 y 2009".

El medio británico hizo eco de una entrevista brindada al periódico The Guardian en la que Wiggins criticó severamente las faltas de localización de la campeona británica Lizzy Armitstead, ahora Lizzy Deignan por su reciente matrimonio. La corredora cometió tres faltas en 12 meses, pero una de ellas quedó anulada por el TAS poco antes de Río. Wiggins dijo entonces que “cuando eres un deportista profesional y un campeón mundial no hay excusa, es tu carrera. Eres un ejemplo para muchos y decir 'el ciclismo no era mi prioridad" es absurdo, porque estás jugándote tu carrera. Es ridículo. No hay quien lo entienda".

Wiggins, investigado por la Agencia Británica Antidopaje

Bradley Wiggins está siendo investigado por la Agencia Británica Antidopaje (UKAD) por una muestra médica previa al Tour-2011. Según informó el Daily Mail, la Federación británica de ciclismo no pudo identificar la sustancia presente en la muestra, pero precisó que no contenía triamcinolona, un esteroide que trata los problemas de asma de Wiggins. El ganador del Tour de Francia en 2012 y cinco veces campeón olímpico se defendió a mediados de septiembre de las acusaciones de dopaje suscitadas a raíz de la publicación por piratas informáticos rusos, que develó que era beneficiario de una Autorización de Uso Terapéutico (AUT) para consumir sustancias prohibidas.

La revelación indicó que Wiggins recibía inyecciones de un esteroide prohibido, la triamcinolona, para tratar su asma, antes de tres grandes vueltas (los Tour de Francia de 2011 y 2012, y el Giro de 2013).

A estas acusaciones salió el presidente de la Unión Ciclista Internacional (UCI), Brian Cookson, quien defendió al equipo británico Sky y al campeón olímpico. "Las AUT (Autorizaciones de Uso Terapéutico) fueron aprobadas y no se rompió ninguna regla", dijo a la agencia Dpa el jefe de la UCI durante el Mundial de ciclismo que se está disputando en Doha.