El Tour de Francia 2018 se correría por tramos sin asfaltar, pavés y regresaría Alpe d'Huez

La presentación del recorrido se hará el martes 17 de octubre. Es la edición 105 de la competencia que se correrá entre el 7 y el 29 de julio.

Chris Froome, ganador en cuatro ediciones del Tour de Francia. AFP

Dejaron que esta semana fuera solo de fútbol. No quisieron hacer la presentación del Tour de Francia 2018 por estos días para no perder audiencia por las eliminatorias al Mundial. La ronda gala se inicia el 7 de julio en Noirmoutier, una isla ubicada en el océano Atlántico. Desde 1971 se encuentra unida por carretera al continente por medio de un puente. Será una etapa llana, que finalizará en Fontenay-le-Comte, de aproximadamente 195 kilómetros. Por lo menos, eso resalta la web referencia en conocer el trazado del Tour antes que sea presentado (velowire.com).

Serán dos etapas llanas antes de afrontar la contrarreloj por equipos de 35 kilómetros en Cholet, allí donde fue detenido el director del Festina en 1998, Bruno Roussel, en una edición que tuvo como campeón a Marco Pantani. Tras estas tres etapas lo que se conoce de la competencia francesa es poco. Según ha dado a conocer la prensa de ese país habrá una novedad singular, que es la de incluir tramos sin asfaltar en el paso de la prueba por Bretaña. Le Telegramme precisa que habrá una etapa que comenzará en Brest y pasará por caminos pedregosos, por donde se corre la Tro Bro Leon, que se caracteriza por su recorrido que cuenta con 24 tramos de grava, pavés y tierra.

Nuevamente aparecerá el Muro de Bretaña el 12 de julio y en la primera semana habrá una etapa que finalizará en Roubaix, la cual será una fracción que incluirá kilómetros de pavés, con el atractivo de atravesar el Carrefour de l’Arbre.

La segunda semana tendrá llegadas a Le Grand Bornand, La Rosière y Alpe d’Huez, este último será el jueves 19 de julio. Según escribió el diario español El Periódico, salvo sorpresa, la ascensión a esta estación de esquí no será la tradicional a través de las 21 curvas sino por el monte de Sarenne para realizar tan solo los tres últimos tres kilómetros por la famosa carretera. Antes de llegar a los Pirineos los ciclistas se citarán con el Macizo Central y una subida al aeródromo de Mende.

Los Pirineos incluye una fracción con llegada a Luz Ardiden. Antes habrá una meta en Bagnères de Luchon. Los corredores dormirán cuatro noches en Pau donde el Tour se instalará entre el miércoles 25 y el domingo 29 de julio, ya que desde el aeropuerto de la capital de Aquitania se desplazarán a París para realizar la típica etapa de los Campos Elíseos que cerrará como siempre la competición. Habrá una contrarreloj individual el viernes 27, mientras que la penúltima etapa acabará en la localidad de Espelette, para terminar de definirse la clasificación de un Tour en el que Nairo Quintana buscará su sueño amarillo.