María Luisa Calle aceptó suspensión de cuatro años por dopaje

La pedalista nacional dio positivo en los Panamericanos de Toronto con la sustancia GHRP-2.

María Luisa Calle será suspendida cuatro años por dopaje. Foto: EFE

Si de librar batallas se trata, María Luisa Calle tiene mucha experiencia. Encima de su bicicleta ha conquistado múltiples medallas y títulos mundiales, olímpicos, panamericanos, suramericanos y bolivarianos, entre otros. Sin embargo, en el mismo mundo ciclístico, ese al que le ha dedicado la mayor parte de su vida, María Luisa también ha tenido que enfrentar otro tipo de batallas.

Unas que van más allá de las pistas y que le han causado momentos de profundo dolor. Como aquel proceso jurídico que vivió luego de que le fuera retirada la medalla de bronce que ganó en los Juegos Olímpicos de Atenas 2004 en la prueba por puntos, tras confirmarse la presencia de heptaminol en la muestra que se le tomó al término de la competencia.

Pasaron más de diez años desde aquel episodio y tras los Panamericanos de Toronto, Calle vio cómo los fantasmas del dopaje reaparecieron en su vida. La Comisión Médica de la Organización Deportiva Panamericana (Odepa) confirmó su positivo por dopaje, debido a la presencia en su organismo de GHRP-2, un potenciador muscular y de tendones. Por tal razón, la pedalista emprendió una nueva batalla para demostrar su inocencia en este caso. Pero no la pudo ganar.

La Odepa en su momento trasladó la investigación a la UCI con la documentación de María Luisa Calle y había tomado la decisión de suspenderla temporalmente, mientras se realizaba la investigación de su caso y escuchar la defensa. Sin embargo, la pedalista nacional no dio más pelea, informó que aceptaba la suspensión que le impusieran.

Mediante una carta enviada a la Unión Ciclista Internacional (UCI), aceptó la sanción de cuatro años que le impondrá la entidad, tras resultar positiva. Con esta comunicación, la UCI suspendió la investigación que se le adelantaba a la deportista y procederá a confirmar la suspensión. A sus 47 años, María Luisa Calle recibe el golpe más duro de su carrera deportiva, la que termina con un positivo y una sanción de cuatro años.

 

Temas relacionados
últimas noticias