Nairo: "Es difícil descifrar a Froome, tiene diferentes estrategias"

El boyacense, que este miércoles se ubica en la primera posición de tres de las cinco clasificaciones que en la Vuelta, resaltó que ve al británico fuerte y presagió que habrá mucho espectáculo en esta competencia.

Nairo Quintana tras la llegada a Peña Cabarga. Foto: AFP

Froome y su extraña manera de correr. Mirando hacia el piso aunque en realidad está enfocado en el potenciómetro que le dicta lo que va bien y lo que va mal. Este británico, tres veces campeón del Tour, es un misterio y lo será siempre. “Es difícil pensar lo que él hace porque tiene diferentes estrategias”, afirmó Nairo Quintana tras recibir la camisa de líder. “Esperamos a ver cómo está en ascensos largos y si le podemos sacar tiempo”. El británico hoy le descontó cuatro segundos al colombiano.

Nunca se sabe si Froome sufre o calcula. Hace un par de días en el ascenso a Lagos de Covadonga parecía sufrir y terminó remontando. Nairo Quintana lo entendió y hoy a falta de un kilómetro atacó, pero el líder del Sky se vio bien. Se pegó a su rueda y cuando vio la oportunidad le contraatacó. El colombiano no se le despegó. “Me ganó la etapa, sigo pensando que está fuerte. Por esta razón creo que habrá mucho espectáculo en esta Vuelta”, agregó.

Pero Nairo no dio su brazo a torcer, a pesar de perder la fracción de este miércoles. “Tenemos diferentes estrategias, pero debemos tener cuidado con él porque es el rival más directo y se ve muy bien”, señaló el líder de la competencia, quien el lunes ya había manifestado que a estas alturas de la temporada se nota el cansancio de todo el año.

Pero a Nairo Quintana parece que nadie puede quitarle esa felicidad que lo embarga, aunque, como siempre, no lo pareciera. También está bien y aunque Froome le ganó en la etapa 11, nunca pudo despegarlo. La carrera, al parecer, se va a resumir en el frente a frente entre Nairo y Froome, ese que tanto se esperó en el Tour pero que debido a una alergia del boyacense no se pudo dar.

 

 

últimas noticias

Rafael Gutiérrez, digno heredero del downhill