Nairo y Rigo, por el sueño amarillo en 2018

El boyacense (Movistar) y el antioqueño (Cannondale) son las esperanzas de Colombia para ganar la única carrera grande del ciclismo que falta en el palmarés del país. Fernando Gaviria va por más triunfos de etapa.

El boyacense Nairo Quintana y el antioqueño Rigoberto Urán, subcampeones del Tour de Francia.

En 2018 dos colombianos irán tras un sueño que se les ha escapado por minutos o segundos: Nairo Quintana y Rigoberto Urán buscarán por separado arrebatarle a Chris Froome - un rey en sombras - el trono del Tour de Francia. Después de haber compartido el podio con Froome en cuatro ediciones (tres Quintana, una Urán), los reputados 'escarabajos' están listos para escalar al único peldaño que se les ha resistido. Otro colombiano llamado a conquistar las grandes carreras europeas, Fernando Gaviria, debutará en la Grande Boucle.

 

"El Tour más colombiano"

 

Colombia suma tres segundos lugares en París con Quintana y Urán, el inesperado subcampeón del Tour 2017. Ambos encabezan el listado de favoritos para la edición de este año, en la que aún no se sabe con certeza si Froome podrá competir, o si llegará con piernas frescas. El jefe de filas del Sky había anunciado que correría primero el Giro de Italia, en busca del doblete Giro-Tour que esta temporada le pasó factura a Quintana, y ahora está envuelto en la incertidumbre que arrastra su positivo por salbutamol en un control antidopaje de la Vuelta a España.

Por su parte, Gaviria, quien a diferencia de sus coterráneos se distingue como embalador y no como escalador, aspira a devorar victorias de etapa. Los tres cafeteros empezarán la temporada en su tierra al competir en febrero en la inédita carrera Colombia Oro y Paz. "Este puede ser el Tour más colombiano de la historia", dijo a la AFP el periodista británico Matt Rendell, autor del libro "Reyes de las Montañas", sobre la historia del ciclismo cafetero.

 

'Rigo' toma la posta

 

A sus 30 años, un Urán rejuvenecido deslumbró este año sobre las carreteras francesas, al acabar apenas a 54 segundos de Froome, la menor desventaja en los cuatro triunfos del británico (2013, 2015, 2016 y 2017). También se apuntó una épica victoria de etapa en Chambéry. "El que queda en el podio del Tour del año anterior debe necesariamente entrar entre los favoritos", apuntó Rendell sobre el ciclista del EF Education First Drapac Cannondale. Y remata: Urán es un "genio de la resiliencia" que "parece más joven cada día". (Los diez deportistas colombianos más destacados del 2017)

'Rigo', como se le conoce en Colombia, ya había sido dos veces segundo en el Giro en 2013 y 2014, y obtuvo la medalla de plata del ciclismo de ruta en los Olímpicos de Londres 2012, pero venía de dos años sin buenos resultados. "Urán ya demostró que puede ser campeón de un Tour porque fue el que más cerca terminó de Froome en la historia", aseguró el periodista argentino especializado en ciclismo Mario Sabato.

 

El "sueño amarillo" de Nairo

 

Si Urán fue la gran sorpresa del Tour 2017, Quintana fue la decepción al acabar en el duodécimo puesto. Nairo, que arrancó la temporada apuntándole al doblete, logró un segundo lugar en el Giro que supo a poco, y pagó en las carreteras francesas el esfuerzo en Italia. A sus 27 años, el Tour es la única gran carrera que le falta tras ganar la Vuelta en 2016 y el Giro en 2014. Y esta campaña se enfocará en su "sueño amarillo", que le ha sido esquivo pese a acercarse con un tercer lugar en 2016 y los subcampeonatos de 2013 y 2015.

"Nairo es un hombre que en los últimos seis años no se ha bajado del podio en las grandes vueltas, así que tenemos que tener con él un merecido respeto", recordó Eusebio Unzué, el director del Movistar. El equipo del boyacense apuesta por el Tour como gran objetivo, y aunque acudirá con sus tres líderes, Quintana y los españoles Alejandro Valverde y Mikel Landa, el colombiano es en principio el elegido para luchar por el cajón más alto del podio. En el Tour, "Nairo va a ser el número uno sin ningún lugar a dudas y va a tener todo el equipo a sus disposición para ver si puede ganarlo", señaló Sabato.

 

El 'escarabajo' veloz

 

El joven Gaviria, de apenas 23 años, es una rareza para un ciclista colombiano, pues en lugar de ascender gana en los terrenos planos gracias a la potencia que le permite lucirse en los esprints. El explosivo antioqueño firmó 14 victorias de etapa este año, incluyendo cuatro en el Giro, su debut en una gran vuelta tras dar el paso de las pistas al ciclismo de ruta. Y lo hizo teniendo por delante en el Ettix-Quick Step al alemán Marcel Kittel, un curtido embalador. 

Kittel cambió de filas, de manera que en 2018 Gaviria será el esprínter número uno del equipo que muchos consideran el mejor del mundo en esa especialidad.   "Como Nairo, como Rigoberto, Gaviria no tiene límites", afirmó Rendell.

 

últimas noticias