La paz: De “Lucho” Herrera a Nairo Quintana

Hace 29 años, cuando "El Jardinerito" ganó la Vuelta a España, dijo que lo único que quería era la paz para Colombia. Hoy, con el boyacense campeón, el sueño parece cerca.

Archivo El Espectador.

Ad portas de votar por el plebiscito por la paz, nos encontramos en la edición del 16 de mayo de 1987 de El Espectador, en la que se registró el título de la Vuelta de España ganado por Luis Alberto Herrera, este titular: “Solo quiero que en Colombia haya paz”, frase que brota del histórico “Jardinerito”. 29 años después, con la ahora corona de Nairo Quintana, esa paz anhelada por lo menos con las Farc, está muy cerca de ser una realidad.

“Mi mayor deseo, en este momento en que acabo de coronar como campeón de la Vuelta a España, es que en Colombia haya paz paz, mucha paz, entendimiento entre todos los colombianos, que el deporte y en especial una conquista como ésta sirve para unificarnos”, fueron las palabras de “Lucho” Herrera, quien además de ser el campeón, fue el ganador de los premios de montaña. Colombia, se quedó también con el título del mejor equipo extranjero con Postobón.

Herrera no llegó como favorito a la Vuelta. De hecho el líder de su equipo, Café de Colombia, era Martín Ramírez. El momento clave fue en la etapa número once, entre Santander y Lagos de Covadonga, sobre 179 kilómetros. Ganó la fracción y ese día asumió el liderato por seis días consecutivos hasta que lo perdió transitoriamente  con Sean Kelly, tras la contrarreloj en Valladolid. Herrera quedó a 42 segundo. Sin embargo, al día siguiente Kelly  sufrió una furunculosis y tuvo que retirarse, así que en plena carrera “Lucho” tomó de nuevo el liderato, que mantuvo hasta el final con un tiempo total de 105:43:25 horas. Y con 174 puntos se coronó el rey de montaña.

Casi tres décadas después, esta gesta la logró este sábado el boyacense Nairo Quintana, que al igual que “Lucho” ganó la etapa de Lagos de Covadonga, al término de la cual también envió al país un mensaje de apoyo a la paz: “Estoy muy emocionado porque éste era un paso que necesitábamos dar y ahora todos nosotros, los colombianos, tenemos que apoyar este paso. Esperemos que este cese al fuego sea verdadero y todos los colombianos podamos vivir en paz y con felicidad”.

Y esa felicidad justamente es la que nos dan nuestros deportistas de ayer y de hoy. Mientras que "Lucho" hoy vive en su Fusagasugá, dedicado a sus negocios personales, Nairo Quintana se perfila como uno de los mejores ciclistas de la historia y con toda la proyección para ganar el Tour de Francia. Ya conquistó la Vuelta a España y el Giro de Italia, dos de las tres grandes, una hazaña que pocos pueden contar.

El país celebró y celebra sus triunfos.  De "Lucho" a Nairo, un anhelo de paz, que ahora 29 años después, que coincide con la historia.

Temas relacionados